Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘inmortalidad’

DESCUBRA: GUÍA QUE LE AYUDARÁ A COMPRENDER MEJOR A DIOS Y A CREER EN EL-parte 22-

 

¿QUE PASA CUANDO UNA PERSONA MUERE? -parte 4-

  • ENFRENTANDO A LA MUERTE SIN TEMOR

La muerte nos priva de casi todo. Solamente una cosa no puede tomar, y es Cristo.  Y Cristo puede poner cada cosa en su lugar otra vez.  La muerte no se enseñoreará  de este mundo para siempre.

Satanás, el mal, la muerte y el sepulcro perecerán en “el lago de fuego”, que es “la muerte segunda” (Apocalipsis 20:14).

He aquí cuatro sugerencias valiosas para enfrentar la muerte sin temor:

  • Viva una vida de confianza esperanzada en Cristo, y usted estará preparado para la muerte en cualquier momento.
  • Mediante el poder del Espíritu Santo sea obediente a los mandamientos de Cristo. Así estará preparado para una segunda vida, en la cual No morirá.
  • Piense en la muerte como un corto sueño del cual lo despertará la voz de Jesús cuando regrese.
  • Abrigue la certeza que nos da Jesús en cuanto a un hogar celestial con El por toda la eternidad.

La verdad bíblica revela a una persona del temor de la muerte porque revela a Jesús, el Unico al que la muerte no pudo retener. Cuando Jesús llega a nuestra vida, inunda nuestro corazón de paz.

“La paz os dejo, mi paz os doy…No se turbe vuestro corazón, ni tenga miedo” (Juan 14:27).

Jesús también hace posible que hagamos frente a la tragedia de la pérdida de un ser amado porque El mismo pasó por el valle de sombra de muerte”.  El conoce las noches oscuras que nos toca atravesar. El  murió y resucitó de la tumba para darnos una sólida esperanza.

“Por cuanto los hijos participaron de carne y sangre, él también participó de lo mismo, para destruir, POR MEDIO DE LA MUERTE al que tenía el imperio de la muerte, ésto es, al diablo, y LIBRAR A TODOS LOS QUE ESTABAN DURANTE TODA LA VIDA SUJETOS A SERVIDUMBRE”  (Hebreos 2:14-15).

El Dr. James Simpson, el gran médico que inventó la anestesia, experimentó una pérdida terrible cuando su hijo mayor falleció.  Sufrió profundamente como cualquier padre hubiera sufrido.

Pero en esas circunstancias encontró el camino a la esperanza.   En la tumba de su amado hijo erigió un pequeño obelisco en el que esculpió estas palabras: “He aquí que vivo”.

Eso dice todo. A veces las tragedias personales parecen oscurecer el cielo; no obstante, ¡Jesús vive! Nuestros corazones pueden estar quebrantados, pero ¡Jesús vive!

En Jesús tenemos la esperanza de la vida después de la muerte. El es “la resurrección y la vida” (Juan 4:19). Nuestra única esperanza después de la muerte. Y cuando Cristo vuelva, nos dará INMORTALIDAD.

Nunca más viviremos bajo la sombra de la muerte, porque tendremos vida eterna.

¿Ha descubierto usted la gran esperanza que podemos acariciar en nuestros momentos más oscuros? Si nunca ha aceptado a Jesús como su Salvador. ¿Quiere hacerlo ahora?

  • UNA SEGUNDA OPORTUNIDAD EN LA VIDA

Continúa en parte 23

 

 

Read Full Post »

DESCUBRA: GUÍA QUE LE AYUDARÁ A COMPRENDER MEJOR A DIOS Y A CREER EN EL-parte 21-

 

¿QUE PASA CUANDO UNA PERSONA MUERE? -parte 3-

  • ¿SOMOS INMORTALES AHORA?

Dios creó a Adán y Eva MORTALES, es decir, sujetos a muerte.  Pero tenían que permanecer obedientes a la voluntad de Dios para no morir nunca.

Cuando pecaron, perdieron su derecho  a la vida y por su desobediencia se convirtieron en súbditos de la muerte. Su pecado infectó a toda la raza humana (Romanos 5:12).

Las Sagradas Escrituras nunca describen el alma como INMORTAL, es decir, NO sujeta a muerte.  Las palabras hebreas y griegas para “alma”, “espíritu” y “aliento” aparecen 1.700 veces en la Biblia y ni siquiera una vez indican que el alma, el espíritu o el aliento sean ETERNOS O INMORTALES.

SOLAMENTE DIOS POSEE INMORTALIDAD.

“DIOS…ES EL UNICO INMORTAL” (2 Timoteo 6:15-16)

La Escritura muestra claramente que en esta vida los seres humanos son MORTALES, sujetos a muerte.  Pero cuando Jesús vuelva, nuestra naturaleza  experimentará un cambio radical.

“He aquí, os digo un misterio: NO TODOS DORMIREMOS, PERO TODOS SEREMOS TRANSFORMADOS, en un momento, en un abrir y cerrar de ojos, A LA FINAL TROMPETA; porque se tocará la trompeta, y LOS MUERTOS  SERÁN RESUCITADOS incorruptibles, Y NOSOTROS SEREMOS TRANSFORMADOS.

Porque es necesario que ésto corruptible se vista de incorrupción, y ESTO MORTAL SE VISTA DE INMORTALIDAD. Y…entonces se cumplirá la palabra que está escrita; SORBIDA ES LA MUERTE EN VICTORIA” (1 Corintios 15:51-54).

Como seres humanos, ahora NO SOMOS INMORTALES. Pero la certeza del cristiano es que obtendrá la INMORTALIDAD cuando Jesús venga por segunda vez.  La promesa de la INMORTALIDAD se aseguró cuando Jesús salió de la tumba y:

“ABOLIO LA MUERTE, Y SACO A LA LUZ LA VIDA Y LA INMORTALIDAD por medio del Evangelio” (2 Timoteo 1:10)

Según la perspectiva de Dios, el destino para el ser humano es bien claro: la muerte eterna para quienes rechazan a Cristo y se aferran a sus pecados, o la INMORTALIDAD como un regalo cuando Jesús venga a buscar a aquellos que lo aceptaron como su Señor y Salvador.

  • ENFRENTAN LA MUERTE DE UN SER AMADO

Los temores que naturalmente enfrentamos ante la muerte se agudizan cuando un ser amado muere.  La soledad y el sentido de pérdida pueden ser abrumadores.

Pero debemos recordar que nuestros amados están durmiendo, y que todo aquel que descansa en Jesús se levantará en la  “resurrección para vida” cuando el Señor regrese.

Dios está planeando algunos encuentros maravillosos cuando Cristo regrese.  Bebés que volverán a las manos de sus emocionados padres.  Esposos y esposas que se estrecharán en un fuerte abrazo. 

Todas las crueles separaciones de la vida se habrán acabado. Ciertamente se dirá:

“SORBIDA ES LA MUERTE EN VICTORIA”  (1 Corintios 15:54)

Algunos sienten la muerte de un ser amado tan agudamente, que procuran ponerse en contacto con él a través de un médium espiritista o de “canales” de la Nueva Era.

Pero la Biblia nos advierte específicamente contra el intento de aliviar el dolor de la muerte de esa manera:

“Y si os dijeren: Preguntad a los encantadores y a los adivinos, que susurran hablando, responded: ¿No consultará el pueblo a su Dios? ¿Consultará  a los muertos por los vivos?  (Isaías 8:19).

¿Por qué? La Biblia claramente revela que los muertos no son seres conscientes.  La real solución para la angustia causada por la muerte de un ser amado solamente la puede dar Cristo.

Estar en comunión con El es la forma más saludable de sobrellevar el dolor. Recordemos siempre que la primera impresión consciente que tendrán los que duermen en Cristo será el sonido de la trompeta que anuncia la Segunda Venida de Cristo, que los despertará de la muerte.

  • ENFRENTANDO A LA MUERTE SIN TEMOR

Continúa en parte 22

Read Full Post »

DOS=UNO-El CONCEPTO DE UNIDAD-parte 60-

LA UNIDAD DE LA BIBLIA-la dependencia total de Dios-

 

LA TOTAL DEPENDENCIA EN DIOS ES LA DEFINICION QUE DA LA BIBLIA PARA LA UNIDAD DE TODAS LAS COSAS, RECONOCIENDOLE COMO ABSOLUTO EN LA VIDA, AMOR Y VERDAD,

EL UNICO VENCEDOR DEL MAL, EL QUE HARÁ QUE TODOS LOS QUE DEPENDEN DE EL CONOZCAN EL CAMINO, LA EXPERIENCIA Y LA RETAURACION.

EL CAMINO

  1. YO SOY DIOS, Y NO CAMBIO.
  2. Dios ha creado los opuestos (macho y hembra, mañana y tarde) pero no reconoce el mal como un opuesto aceptable en medio del cual EL obre.
  3. Todas la cosas fueron creadas por EL (la armonía existió hasta la desobediencia), la armonía y el autocontrol o autodominio.
  4. Promete que los cielos y la tierra volverán a ser reunidos por medio de la simiente de la mujer, el Salvador.
  5. Declara la enemistad entre el bien y el mal.
  6. Jesús, el camino, la verdad y la vida, dice: “YO Y EL PADRE UNO SOMOS.”
  7. Provee expiación, que hace la obediencia posible para el hombre, por medio de la unión entre Dios y el hombre, Dios-Hombre.
  8. No hay mezcla entre bien y mal; el conflicto ha de ser constante.

EXPERIENCIA 

  1. El hombre ha de obrar en armonía con las leyes divina y natural.
  2. No subjetiva, introspección, sino “mirando a Jesús”.
  3. La parte del hombre no es la experiencia yoga, “el ejercicio del cuerpo beneficia poco”. Sino más bien que “la mentalidad de Cristo este en vosotros”.
  4. Obediencia posible por medio de la victoria ganada por Cristo.
  5. Los cauces de energía son: a) natural: poderes vitales, a preservar por medio de decisiones prudentes; b) espiritual: por medio del Espíritu Santo nos hace posible servir a Dios.

LA ALQUIMIA O PROCEDIMIENTO

La vida y la longevidad NO dependen del descubrimiento de un elixir químico de vida; o por medio de la alquimia y sus drogas, pociones, uso de agujas, etc., para producir equilibrio, sino por la aceptación de Jesús y el obedecer las leyes divinas y natural.

RESTAURACIÓN

Restauración de la armonía y el autocontrol (templanza), garantizada por medio de la dependencia total en Dios.

  1. Armonía y autocontrol son el fruto del Espíritu Santo.
  2. Estas cualidades ahora dan poder moral para resistir al mal y mantenernos firmes como hombres y mujeres de verdad a la vista de Dios.
  3. Estas características NO vienen por medio de la mezcla de Yin y Yang, ni cualquier otra fuerza dualista o espiritualista para conseguir cumplimiento.

ASTROLOGÍA COSMICA

  1. Nada de influencias cósmicas, sino la verdad revelada por el cielo.
  2. POR MEDIO DEL ESPÍRITU SANTO Y LA PRESENCIA ANGÉLICA, NO POR ADIVINACIÓN.
  3. La simpatía y la correspondencia han de ser por medio de la confesión y la constancia entre el hombre y Dios, y la total dependencia de EL.

INMORTALIDAD

  1. NO ES INHERENTE AL HOMBRE PERO LE ES ASEGURADA SI CREE EN EL NOMBRE DE JESÚS Y, POR MEDIO DE SU ESPÍRITU, ANDA CONFORME A SU PALABRA, PORQUE SOLO EL TIENE LA INMORTALIDAD
  2. “HOY ES EL DÍA DE LA SALVACIÓN.” La oportunidad se da en esta vida.  La muerte no es el principio de la vida. Pero después de la muerte viene el juicio y las recompensas en la resurrección-vida eterna o destrucción final.

SANIDAD

  1. EL CIELO CONOCE SOLO UN MÉTODO DE CURACIÓN: EL PROCESO DE LIMPIEZA. LA ENFERMEDAD ES UN ESFUERZO DE LA NATURALEZA PARA REMEDIAR EL DESCUIDO Y LA DESOBEDIENCIA A LA LEY NATURAL Y DIVINA.
  2. LA ORACION PARA EL ENFERMO ES TAMBIÉN PARTE DEL HOMBRE, CON UNA DEPENDENCIA SOBRE EL PODER DIVINO QUE OBRA EN ARMONÍA CON LA LEY NATURAL Y LA DIVINA.

 LA MISERICORDIA, EL PERDON, LA FUERZA RENOVADA ES PROPORCIONADA POR MEDIO DE LA UNION DEL HOMBRE CON JESUCRISTO

 

Read Full Post »

DOCTRINA DE LOS ACONTECIMIENTOS FINALES

LA MUERTE Y LA RESURRECCION- El espíritu, o el aliento NO es una entidad consciente separada del cuerpo -La base del espiritismo-parte5-

LA NATURALEZA DE LA MUERTE   (continuación)

EL ESPÍRITU VUELVE A DIOS.   Aunque el cuerpo vuelve al polvo, el espíritu vuelve a Dios.  Salomón dijo que en la muerte “el polvo vuelve a la tierra”, como era, y el espíritu vuelve a Dios que lo dio”  (Ecl.12:7).  Esto sucede tanto a justos como malos.

En la Biblia el término espíritu (ruach y  pneuma, en hebreo y en griego respectivamente) NO se refieren a una entidad inteligente capaz de una existencia consciente fuera del cuerpo, más bien estos términos se refieren al aliento”, la chispa de vida esencial para la existencia individual, el principio de la vida que acciona a los animales y a los seres humanos.

No hay indicación de que el espíritu, o el aliento, sea una entidad consciente separada del cuerpo. El ruach o pneuma equivale al “aliento de vida” que Dios sopló al primer ser humano para accionar su cuerpo sin vida (Gen.2:7).

ARMONÍA MEDIANTE LAS ESCRITURAS.  Muchos cristianos sinceros que no han estudiado las enseñanzas completas de la Biblia en cuanto a la muerte, no se dan cuenta que la muerte es un sueño hasta la resurrección.  El estudio cuidadoso revela que la enseñanza insistente de la Biblia es que la muerte causa la cesación de la conciencia.

EL ESPIRITISMO. Si los muertos están completamente inconscientes, entonces ¿con qué o con quién se comunican los médiums espiritistas?

Es evidente que hay un poder sobrenatural ligado con el espiritismo. ¿Qué es lo que enseña la Biblia al respecto?

LA BASE DEL ESPIRITISMO. El espiritismo se originó con la primera mentira de Satanás a Eva –“No moriréis” (Gen.3:4).  Sus palabras fueron el primer sermón sobre la inmortalidad del alma.  En la actualidad, a través de todo el mundo, religiones de todas clases fatuamente repiten el error.  Para muchos, la sentencia divina de “el alma que pecare, esa morirá” (Eze.18:20) ha sido invertida para decir “el alma, aunque peque, vivirá eternamente”.

Esta doctrina errónea de inmortalidad natural ha llevado a creer en el estado consciente de los muertos.  Como hemos visto, estas posiciones contradicen directamente la enseñanza  bíblica sobre este tema.  Fueron incorporadas en la fe cristiana provenientes de la filosofía pagana—particularmente la de Platón— durante la época de la gran apostasía.  Estas creencias llegaron a predominar entre la cristiandad y todavía hoy continúan siendo dominantes.

Creer que los muertos están conscientes ha predispuesto a muchos cristianos a aceptar el espiritismo.  Al promover esta línea de razonamiento, Satanás y sus ángeles (Apoc.12:4, 9) han establecido  un medio de comunicación mediante el cuál pueden llevar a cabo sus engaños.  Usando tales medios como las sesiones espiritistas, se disfrazan de seres queridos que ya han fallecido, y dan supuestamente consuelo y seguridad a los deudos.  A veces predicen sucesos futuros, los cuáles cuando se cumplen, fortalecen su convicción. Luego las herejías peligrosas que proclaman toman el papel de auténticas, AUNQUE CONTRADIGAN LA BIBLIA Y LA LEY DE DIOS.  Habiendo quitado las barreras contra el mal, Satanás tiene libertad de apartar a la gente de Dios y llevarlos a una segura destrucción.

Continúa parte 6

Read Full Post »

DOCTRINA DE LOS ACONTECIMIENTOS FINALES

LA MUERTE Y LA RESURRECCION– Aunque la gente nace siendo mortal, la Biblia los anima a buscar la inmortalidad (véase Rom.2:7)-Jesucristo es la fuente de esta inmortalidad-parte 2-

LA INMORTALIDAD Y LA MUERTE(continuación)

INMORTALIDAD CONDICIONAL.  En la creación, Dios formó al hombre del polvo de la tierra, y sopló en su nariz aliento de vida, y fue el hombre un ser viviente” (Gen.2:7).  La creación nos revela que el hombre obtuvo la vida de Dios (compárese con Hech.17:25, 28;  Col. 1:16, 17).  El corolario de este hecho básico es que la inmortalidad no es un atributo humano sino un don de Dios.

Cuando Dios creó a Adán y Eva, les dio libre albedrío  –poder para escoger–.  Podían obedecer o desobedecer, y su existencia continuada dependería de su continua obediencia mediante el poder de Dios.  De modo que la posesión del don de la inmortalidad era condicional.

Dios explicó cuidadosamente las consecuencias  que sufrirían al hacer mal uso de su don  –comer del árbol de la ciencia del bien y del mal”–.  Dios les advirtió: “El día que de él comieres, ciertamente morirás” (Gen.2:17).

LA MUERTE:LA PAGA DEL PECADO.   Contradiciendo la advertencia de Dios que la desobediencia les traería la muerte, Satanás les aseguró: “No moriréis”  (Gen.3:4). Pero después que transgredieron el mandato de Dios, Adán y Eva descubrieron que la paga del pecado es, en verdad, la muerte (Rom.6:23).  Por su pecado debieron oír esta frase:Polvo eres, y al polvo volverás” (Gen.3:19).  Estas palabras no apuntan a la continuación de la vida sino a su terminación.

Después de haberle dado esta sentencia, Dios marginó a la pareja pecaminosa del árbol de la vida para que no “coma y viva para siempre” (Gen.3:22).  Su acción indicó claramente que la inmortalidad prometida a condición de la obediencia se había perdido por el pecado. Ahora se habían convertido en mortales, sujetos a la muerte. Y como Adán no podía transmitir lo que ya no poseía, la muerte pasó a todos los hombres, por cuánto todos pecaron” (Rom.5:12).

Fue sólo la misericordia de Dios lo que hizo que Adán y Eva no murieran inmediatamente. El Hijo de Dios había ofrecido dar su vida para que ellos tuvieran otra oportunidad.  El fueel Cordero que fue inmolado desde el principio del mundo” (Apoc.13:8).

ESPERANZA PARA LA HUMANIDAD.  Aunque la gente nace siendo mortal, la Biblia los anima a buscar la inmortalidad (véase Rom.2:7) Jesucristo es la fuente de esta inmortalidad:La dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro”  (Rom.6:23; compárese con 1 Juan 5:11).  Jesús”quitó  la muerte y sacó a luz la vida y la inmortalidad” (2Tim. 1:10).  “Porque así como en Adán todos mueren, también en Cristo todos serán vivificados” (1Cor. 15:22).  Cristo mismo dijo que su voz abriría sepulcros y resucitaría a los muertos (Juan 5:28, 29).

PORQUE DE TAL MANERA AMÓ DIOS AL MUNDO, QUE HA DADO A SU HIJO UNIGÉNITO, PARA QUE TODO AQUEL  QUE EN EL CREE, NO SE PIERDA, MAS TENGA VIDA ETERNA (Juan 3:16). De modo que el creer en Cristo no sólo anula la sentencia de muerte, sino asegura también a los creyentes el don precioso de la inmortalidad. CRISTO  COMPRÓ Y “SACÓ A LUZ LA VIDA Y LA INMORTALIDAD POR EL EVANGELIO” (2 TIM.2:10). 

Continúa parte 3

    

Read Full Post »

DOCTRINA DE LOS ACONTECIMIENTOS FINALES

LA SEGUNDA VENIDA DE CRISTO–“los muertos en Cristo resucitarán primero luego los creyentes vivos serán arrebatados…. en las nubes para recibir al Señor en el aire, y así estaremos siempre con el Señor” (1 Tes.4) -parte 4-

EL SEGUNDO ADVENIMIENTO Y LA RAZA HUMANA.  La segunda venida de Cristo afectará a las dos grandes divisiones de la humanidad:

  • 1.-Los que lo han aceptado junto con la salvación que trae, y
  • 2.-Los que se hayan apartado de El.

LA REUNIÓN DE LOS ELEGIDOSUn importante aspecto del establecimiento del reino eterno de Cristo es la reunión de todos los redimidos (Mat.24:31;  25:32-34;  Mar. 13:27), y su entrada en el hogar celestial que Cristo ha preparado (Juan 14:3). Dos acontecimientos hacen posible esta reunión universal: la resurrección de los justos muertos, y la traslación de los santos vivos.

LA RESURRECCIÓN DE LOS MUERTOS EN CRISTO.  Al son de la trompeta que anuncia el retorno de Cristo, los justos muertos serán levantados incorruptibles e inmortales (1 Cor.15:52, 53).  En ese momento, los muertos en Cristo resucitarán primero” (1 Tes.4:16).  En otras palabras, son resucitados antes que los justos vivos sean arrebatados para estar con el Señor.

Los que surgen de la resurrección no son los cuerpos enfermos y desgastados que bajaron a la tumba, sino cuerpos nuevos, inmortales y perfectos, sin las marcas del pecado que causó su desintegración. Los santos resucitados experimentan la obra de restauración de Cristo, reflejando la imagen perfecta de Dios en su mente, su alma y su cuerpo (1 Cor.15: 42-54).

LA TRASLACIÓN DE LOS CREYENTES VIVOS.  Cuando los justos muertos son resucitados, los justos que viven en el mundo a la segunda venida, son transformados.Porque es necesario que ésto corruptible se vista de incorrupción, y ésto mortal se vista de inmortalidad” (1Cor. 15:53).

Cuando Cristo vuelva, ningún grupo de creyentes precederá a los demás. Pablo revela que los creyentes vivos y transformados serán arrebatados juntamente con ellos [los creyentes resucitados] en las nubes para recibir al Señor en el aire, y así estaremos siempre con el Señor” (1Tes. 4:17, véase Heb.11: 39-40).  De modo que todos los creyentes estarán presentes en la gran reunión del Advenimiento, tanto los santos resucitados de todas las edades como los que estén vivos cuando Cristo vuelva.

LA MUERTE DE LOS INCRÉDULOS.  Durante mucho tiempo  los incrédulos resistieron el amor de Cristo y sus invitaciones a la salvación, que se vieron envueltos en el engaño (véase  2 Tes.2: 9-12;   Rom.1: 28-32) . Cuando ven venir a Aquél que rechazaron, el cuál viene como REY DE REYES Y SEÑOR DE SEÑORES, saben que ha llegado la hora de su destrucción.  Sumidos en el terror y la desesperación, claman a la creación inanimada para que les ofrezca refugio  (Apoc.6: 16, 17).

En esta ocasión, Dios destruye a Babilonia, la unión de todas las religiones apóstatas “Será que mada con fuego” (Apoc.18:8).  Al hombre de pecado el Señor matará con el Espíritu de su boca, y destruirá con el resplandor de su venida” (2 Tes.2:8).  Los poderes responsables de la imposición de la marca de la bestia serán lanzadosdentro de un lago de fuego que arde con azufre El resto de los malvados Fueron muertos con la espada que salía de la boca del que montaba el caballo es decir, Jesucristo el Señor (Apoc.19: 20-21).

    

Read Full Post »

 

ESPERANZA EN LA PALABRA-JESÚS LA UNICA ESPERANZA-parte 32-

EN BUSCA DE VIDA ETERNA-EL SER HUMANO NO DESEA MORIR PORQUE FUE HECHO PARA VIVIR ETERNAMENTE

MÁS tarde o más temprano todos pasamos por la experiencia de confrontar el dolor que nos queda cuando algún ser querido es arrebatado por la inmisericorde muerte.  La muerte no perdona a nadie. El ciento por ciento de los humanos nos morimos.  Nadie se escapa.  No hay vida que no termine en muerte.  No hay ciudad sin cementerio. Miguel de Unamuno definía al hombre de esta manera: “El hombre de carne y hueso, el que nace, sufre y muere, sobre todo muere” (Del sentimiento trágico de la vida).

El corazón humano no fue creado para recibir el golpe anonadador de la muerte.  Por más que querramos no podemos hacer volver a nuestros muertos con nuestro dolor y nuestras lágrimas.  Es en esas situaciones y momentos amargos cuando necesitamos paz, consuelo y esperanza.                 

¿A DONDE VAN LOS MUERTOS? El gran poeta místico amado Nervo a la muerte de su madre, se preguntó: “Oh Padre de los vivos… ¿a dónde van los muertos, a dónde van los muertos, Señor, a dónde van?

Una joven talentosa que tocaba el piano en la iglesia, y todos se deleitaban con su música mientras alababan a Dios.  Repentinamente enfermó de gravedad y falleció.  Abandonó prematuramente este mundo y dejó un vacio doloroso. Mientras llevaban su féretro los padres seguían el cortejo fúnebre transidos de dolor.  La madre no pudiendo sobrellevar su tristeza, lloraba inconteniblemente. El padre, y el esposo de ella la quisieron consolar, diciéndole:

“NO LLORES, ELLA ESTA EN EL CIELO TOCANDO EL PIANO PARA JESÚS”.

Esta creencia popular es muy atractiva y consoladora.  A la luz de la Palabra de Dios, sin embargo, crea una sospecha amarga, pues esa creencia hace a la muerte una amiga y benefactora del género humano, en vez de un castigo ineludible por el pecado.

“…LA PAGA DEL PECADO ES MUERTE…”  (LEER ROMANOS 6:23)

Creer que el alma es inmortal minimiza el sacrificio de Jesucristo en la cruz por nuestros pecados y lo despoja de su gloria divina de ser el Único que confiere la vida en la resurrección, en su maravillosa venida.

A la vez, esta creencia es horripilante porque tiene otra cara dantesca y de horror.  Al mismo tiempo que abre supuestamente, las puertas del paraíso para los salvos, abre las puertas del infierno para los perdidos.

Los cristianos creemos que sólo Dios es inmortal y que nosotros los humanos somos mortales: ésa es la enseñanza de la Santa Palabra de Dios.

“EL ÚNICO QUE TIENE INMORTALIDAD, QUE HABITA EN LUZ INACCESIBLE…” (1 TIMOTEO 6: LEER DESDE EL 11-16)

La muerte es nuestra enemiga porque nos quita esta vida, y se puede convertir en muerte eterna para el que no acepta el sacrificio de amor de Jesucristo.

“Y EL POSTRER ENEMIGO QUE SERÁ DESTRUIDO ES LA MUERTE” (1 CORINTIOS 15:26)

La inmortalidad no es inherente al ser humano, sino que la alcanzamos a través de Jesucristo, quien es “LA RESURRECCIÓN Y LA VIDA” (LEER JUAN 11:25), en ocasión de su venida:

“TAMPOCO QUEREMOS HERMANOS, QUE IGNOREIS ACERCA DE LOS QUE DUERMEN, PARA QUE NO OS ENTRISTEZCAIS COMO LOS OTROS QUE NO TIENEN ESPERANZA.

PORQUE SI CREEMOS QUE JESÚS MURIÓ Y RESUCITO, ASI TAMBIÉN TRAERÁ DIOS CON JESÚS A LOS QUE DURMIERON EN EL.

POR LO CUAL OS DECIMOS ESTO EN PALABRA DEL SEÑOR: QUE NOSOTROS QUE VIVIMOS, QUE HABREMOS QUEDADO HASTA LA VENIDA DEL SEÑOR, NO PRECEDEREMOS A LOS QUE DURMIERON. PORQUE EL SEÑOR MISMO CON VOZ DE ARCANGEL, Y CON TROMPETA DE DIOS, DESCENDERÁ DEL CIELO; Y LOS MUERTOS EN CRISTO RESUCITARAN PRIMERO.

LUEGO NOSOTROS LOS QUE VIVIMOS, LOS QUE HAYAMOS QUEDADO, SEREMOS ARREBATADOS JUNTAMENTE CON ELLOS EN LAS NUBES PARA RECIBIR AL SEÑOR EN EL AIRE, Y ASÍ ESTAREMOS SIEMPRE CON EL SEÑOR.

POR TANTO, ALENTAOS LOS UNOS A LOS OTROS CON ESTAS PALABRAS. (1 TESALONICENSES 4:13-18).

-Eradio Alonso –evangelista-

Puede ampliar el tema de la muerte en “DOCTRINA DE LOS ACONTECIMIENTOS FINALES-MUERTE Y RESURRECCIÓN”.

 

Read Full Post »

FE Y OBRAS–parte 48-

“SIN FE ES IMPOSIBLE AGRADAR A DIOS”(Heb.11:6)-“LA FE SIN OBRAS ES MUERTA” (Sant.2:20)

EL HOMBRE PUEDE SER TAN PURO EN SU ESFERA COMO DIOS EN LA SUYA

“Amados, ahora somos hijos de Dios, y aún no se ha manifestado lo que hemos de ser; pero sabemos que cuando él se manifieste, seremos semejantes a él, porque le veremos tal como él es” (1 Juan 3:2)

La herencia del pueblo de Dios se discierne por medio de la fe en la Palabra de Dios.

“Esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien has enviado” (Juan 17:3)

Mediante la fe los hijos de Dios obtienen un conocimiento de Cristo y acarician la esperanza de su aparición para juzgar al mundo con justicia, hasta que llega a ser una gloriosa expectación; porque entonces le verán tal como El es, y serán hechos semejantes a El, y estarán siempre con el Señor. Los santos que duermen en sus tumbas serán entonces resucitados para recibir una gloriosa inmortalidad. 

Cuando llegue el día de la liberación, “entonces os volveréis, y discerniréis la diferencia…entre el que sirve a Dios y el que no le sirve”. Cuando Cristo venga, será para ser admirado por todos los que creyeron, y los reinos de este mundo han de ser los reinos de nuestro Señor y Salvador Jesucristo.

Los que están esperando la manifestación de Cristo en las nubes del cielo con poder y gran gloria, como Rey de reyes y Señor de señores, mediante su vida y carácter procurarán representarlo ante el mundo.

“Y todo aquel que tiene esta esperanza en él, se purifica a sí mismo, así como el es puro” (1 Juan 3:3).

Aborrecerán el pecado y la iniquidad, así como Cristo aborreció el pecado. Guardarán los mandamientos de Dios, como Cristo guardó los mandamientos de su Padre. Comprenderán que no es suficiente asentir a las doctrinas de la verdad, sino que la verdad debe ser aplicada en el corazón y practicada en la vida, a fin de que los seguidores de Cristo puedan ser uno con El, y que los hombres puedan ser tan puros en su esfera como Dios lo es en la suya.

NO SOLAMENTE OIDORES, SINO HACEDORES

En cada generación ha habido hombres que se han titulado hijos de Dios, que diezmaban la menta y el eneldo y el comino, y sin embargo llevaban una vida impía, porque pasaban por alto las cosas más importantes de la Ley, la misericordia, la justicia, y el amor de Dios.

Muchos se hallan hoy en un engaño similar; porque mientras aparentan una gran santidad, no son hacedores de la Palabra de Dios. ¿Qué puede hacerse para abrir los ojos de estas almas que se engañan a sí mismas, excepto establecer delante de ellas un ejemplo de piedad verdadera, y nosotros mismos ser no solamente oidores sino hacedores de los mandamientos del Señor, reflejando así en su camino la luz de un carácter puro?  (Elena White)

 

Read Full Post »

FE Y OBRAS–parte 34-

“SIN FE ES IMPOSIBLE AGRADAR A DIOS”(Heb.11:6)-“LA FE SIN OBRAS ES MUERTA” (Sant.2:20)

OBEDIENCIA Y SANTIFICACIÓN

“Y andad en amor, como también Cristo nos amó, y se entregó a sí mismo por nosotros, ofrenda y sacrificio a Dios en olor fragante” (Efe.5:2).

En toda la plenitud de su divinidad, en toda la gloria de su inmaculada humanidad, Cristo se dio a sí mismo por nosotros como un sacrificio completo y gratuito, y todo el que acude a El debería aceptarlo como si fuera el único por quien el precio ha sido pagado.  Así como en Adán todos mueren, en Cristo todos serán vivificados; porque los obedientes resucitarán para inmortalidad, y los transgresores resucitarán para sufrir la muerte, la penalidad de la Ley que han quebrantado.

La obediencia a la Ley de Dios es santificación.  Hay muchos que tienen ideas erróneas respecto a esta obra en el alma, pero Jesús oró que sus discípulos fueran  santificados por medio de la verdad:

“Santifícalos en tu verdad, tu palabra es verdad” (Juan 17:17). 

La Santificación no es una obra instantánea sino progresiva, así como la obediencia es continua.  En tanto Satanás nos apremie con sus tentaciones, tendremos que librar una y otra vez la batalla por el dominio propio; pero mediante la obediencia, la verdad santificará el alma.  Los que son leales a la verdad han de superar por medio de los méritos de Cristo, toda debilidad de carácter que los ha llevado a ser modelados por cada una de las diversas circunstancias de la vida.

EL ENGAÑO Y LA TRAMPA DE SATANÁS

Muchos han tomado la posición de que no pueden pecar porque están santificados, pero esta es una trampa engañosa del maligno.  Hay un constante peligro de caer en pecado, porque Cristo nos ha amonestado a velar y orar para que no caigamos en tentación. Si somos conscientes de la debilidad del yo, no nos confiaremos en nosotros mismo ni seremos indiferentes al  peligro, sino que sentiremos la necesidad de acudir a la Fuente de nuestra fortaleza: Jesús, nuestra justicia. 

Hemos de allegarnos con arrepentimiento y contrición, con una desesperada sensación de nuestra propia debilidad finita, y aprender que debemos acudir diariamente a los méritos de la sangre de Cristo, a fin de que lleguemos a ser vasos apropiados para el uso del Maestro.

Mientras así dependemos de Dios no seremos hallados en guerra contra la verdad, sino que siempre estaremos habilitados para ponernos de parte de la justicia.  Debemos aferrarnos a la enseñanza de la Biblia y no seguir las costumbres y tradiciones del mundo, los dichos de los hombres.

Cuando surgen errores y son enseñados como verdad bíblica, los que están conectados con Cristo no confiarán en lo que dice el ministro, sino que  escudriñarán cada día las Escrituras para ver si estas cosas son así.  Al descubrir cuál es la palabra del Señor, se pondrán de parte de la verdad.  Oirán la voz del verdadero Pastor, que dice “Este es el camino, andad en él”. De esa manera serán instruidos para hacer de la Biblia su consejero, y no oirán ni seguirán la voz de un extraño.

 

 

Read Full Post »

FRUTOS DEL ESPÍRITU

MANSEDUMBRE

 

“Con toda humildad y mansedumbre, soportándonos con paciencia los unos a los otros en amor” (Efesios 4:2)

Contemplemos al Hombre del Calvario, al que pusieron en su cabeza una corona de espinas,  que cargó sobre sí la vergonzosa cruz y que paso a paso descendió por la senda de la humillación.  Miremos al varón de dolores, experimentado en quebranto, despreciado y desechado entre los hombres.  “Ciertamente llevó El nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores”. “Más El herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados; el castigo de nuestra paz fue sobre El, y por su llaga fuimos nosotros curados” (Isaías 53:4, 5).  Contemplemos el calvario hasta que nuestro corazón se ablande con el maravilloso amor del Hijo de Dios.  El no dejó nada sin hacer para que el hombre caído pudiera ser elevado y purificado.

¿Por qué no confesar su nombre? ¿La religión de Cristo degradará al que la abraza? NO. De modo alguno ¿será una deshonra seguir los pasos del Hombre del Calvario? Cada día sentémonos a los pies de Cristo para aprender de El, para que en nuestra conducta, conversación, y vestimenta y en todos los asuntos que conciernen a la vida podamos manifestar que Jesús reina y gobierna nuestro ser.  Dios nos llama para que los redimidos del Señor sigamos sus pisadas y no las del mundo. Hemos de consagrar todo a Dios y confesar su nombre ante los demás.

“Y cualquiera que me niegue delante de los hombres, YO también lo negaré delante de mi Padre que está en los cielos” (Mateo 10:33). ¿Qué derecho tenemos de profesar que somos cristianos, mientras que con la vida y los hechos negamos al Señor? “El que no toma su cruz y sigue en pos de mí, no es digno de mí. El que halla su vida la perderá; y el que pierde su vida por causa de mí, la hallará” (Mateo 10:38. 39). Cada día debemos hacer morir al yo para levantar la cruz y seguir las pisadas del Maestro.

 De este modo, cada día nos asemejaremos más a la imagen de Cristo. Por la continua paciencia en el bienhacer es como buscamos la gloria, el honor y, al final, recibiremos el don de la inmortalidad.  (Review and Herald)

 

Read Full Post »

Older Posts »

A %d blogueros les gusta esto: