Feeds:
Entradas
Comentarios

JEHOVAH – WHO IS HE? –part 1-

HACKING his way through the jungle in Cambodia, Henri Mouhot, a 19th-century French explorer, reaches a broad moat surrounding a temple.  It was Angkor Wat, the largest religious monument on earth.  Mouhot could tell a glance that the moss-covered structure was the work of human hands. “Erected by some ancient Michelangelo”, he wrote, “It is grander than anything left to us by Greece or Rome”. Despite its having undergone centuries of abandonment and neglect, he had no doubt that behind the complex structure, there was a designer.

Interestingly, a book of wisdom written centuries ago used similar reasoning, stating: “Of course, every house is constructed by someone, but he that constructed all things is God” (Hebrews 3:4). But some may say, ‘The workings of nature are different from what is man-made.’ However, not all scientists agree with that objection.

After conceding that “biochemical systems aren’t inanimate objects,” Michael Behe, associate professor of biochemistry at Lehigh University, Pennsylvania, U.S.A., asks: “Can living biochemical systems be intelligently designed?” He goes on to show that scientists are now designing basic changes in living organisms through such methods as genetic engineering.  Yes, both animate and inanimate things can be “built”! Examining the microscopic world of living cells, Behe noted amazingly complex systems made up of components that are dependent on one another to function.  His conclusion? “The result of these cumulative efforts to investigate the cell –to investigate life at the molecular level- is loud, clear, piercing cry of ‘design!’ ”

Who, then, is the Designer behind all these complex systems?

WHO IS THE DESIGNER?

The answer is available in that ancient book of wisdom quoted earlier – the Bible. In its opening words, the Bible answers with remarkable simplicity and clarity the question of who designed all things: “In the beginning God created the heavens and the earth” (Genesis 1:1).

In distinguishing himself from others who are said to be God, however, the Creator identifies himself by a unique name: “This is what the true God, Jehovah, has said, the Creator of the heavens…the One laying out the earth and its produce, the One giving breath to the people on it” (Isaiah 42:5, 8) Jehovah is the name of the God who designed the universe and made men and women on the earth. But who is Jehovah? What kind of God is He? And why should you listen to him?

SIGNIFICANCE OF HIS NAME

First of all, what does the Creator’s name, Jehovah, mean?

The divine name is written in four Hebrew letters (לורד) and occurs nearly 7.000 times en the Hebrew portion of the Bible.  This name is considered to be the causative form of the Hebrew verb ha-wah’ (“to become”) and thus means “He Causes to Become”. In other words, Jehovah wisely causes himself to become whatever he needs to be in order to accomplish his purposes. He becomes Creator, Judge, Savior, Sustainer of life, and so forth, in order to fulfill his promises.  What is more, the Hebrew verb takes the grammatical form that denotes an action in the process of being fulfilled.  This indicates that Jehovah is still causing himself to become the fulfiller of his promises.  Yes, He is a living God!

Continue part 2

 

 

LA CREACIÓN- Estimación propia, remedio para el pesimismo, soledad y falta de significado-cuarta parte- LA CREACION-cuarta parte- LA BASE DE LA VERDADERA ESTIMACION PROPIA. El relato de la creación…

Origen: Doctrina del Hombre-La Creación-parte 4-

Todos los ojos estaban fijos en la montaña. La cumbre se hallaba cubierta de una espesa nube que se hacia cada vez más oscura, y se extendía hacia abajo hasta que todo el monte estuvo velado en el …

Origen: Doctrina de la Vida Cristiana-La Ley de Dios-parte 1-

LAS SEÑALES DE DIOS-parte 1-

Origen: SIGUIENDO A JESÚS –LECCIONES PARA MENORES-parte 4-

¿POR QUE LAS 95 TESIS SACUDIERON AL MUNDO?

 

“Las tesis de Lutero desafiaban a discutir; pero nadie osó aceptar el reto. Las proposiciones hechas por él se esparcieron luego por toda Alemania y en  pocas semanas se difundieron por todos los dominios de la cristiandad.

Muchos devotos romanistas, que habían visto y lamentado las terribles iniquidades que prevalecían en la iglesia, pero que no sabían qué hacer para detener su desarrollo, leyeron las proposiciones de Lutero con profundo regocijo, reconociendo en ellas la voz de Dios.  Les pareció que el Señor extendía su mano misericordiosa para detener el rápido avance de la marejada de corrupción que procedía de la sede de Roma.

Los príncipes y los magistrados se alegraron secretamente de que iba a ponerse un dique al arrogante poder que negaba todo derecho a apelar  de sus decisiones…

Muchos dignatarios de la iglesia y del estado estaban plenamente convencidos de la verdad de las tesis; pero pronto vieron que la aceptación de estas verdades entrañaba grandes cambios.

Dar luz al pueblo y realizar una reforma equivalía a minar la autoridad de Roma y detener en el acto miles de corrientes que ahora iban a parar a las arcas del tesoro, lo que daría por resultado hacer disminuir la magnificencia y el fausto de los eclesiásticos.

Además, enseñar al pueblo a pensar y a obrar como seres responsables mirando sólo a Cristo para obtener la salvación, equivalía a derribar el trono pontificio y destruir por ende su propia autoridad.  Por estos motivos rehusaron aceptar el conocimiento que Dios había puesto a su alcance y se declararon contra Cristo y la verdad, al oponerse a quien El había enviado para que les iluminase.”

El Conflicto de los Siglos pp.139-141.  (Elena White)

 

LAS 95 TESIS-UN EJEMPLO-(por Martin Lutero, año  1517)

 

  • 1. Cuando nuestro Señor y Maestro Jesucristo dijo: “Arrepentíos” (Mateo 4:17), El requirió que toda la vida de los creyentes fuese una de arrepentimiento.

 

  • 20. Por lo tanto, cuando el Papa usa las palabras “remisión plenaria de todas las penas” no significa realmente “todas las sanciones”, sin sólo las impuestas por él mismo.

 

  • 32. Los que creen que pueden tener la certeza de su salvación porque tienen cartas de indulgencias serán condenados eternamente junto con sus profesores.

 

  • 36. Cualquier cristiano verdaderamente arrepentido tiene derecho a la remisión completa de la pena y la culpa, aún sin cartas de indulgencias.

 

  • 45. Los cristianos deben ser enseñados que el que ve a un hombre necesitado y pasa por su lado, y sin embargo, da su dinero para las indulgencias, no compra indulgencias papales, sino la ira de Dios.

 

  • 51. Los cristianos deben ser enseñados que el Papa desearía y debería dar de su propio dinero, a pesar de que tuviese que vender la basílica de San Pedro, a muchos de aquellos de los que ciertos vendedores de indulgencias engatusan por dinero. 
  • 62. El verdadero tesoro de la iglesia es el evangelio más sagrado de la gloria y de la gracia de Dios.

 

  • 63. Pero este tesoro es, naturalmente, más odioso, porque hace que el primero sea el postrero. (Mateo 20:16)

 

  • 64. Por otra parte, el tesoro de las indulgencias es, naturalmente, más aceptable, porque hace que los postreros sean primeros.

 

  • 66. Los tesoros de las indulgencias son redes con las cuales uno ahora pesca las riquezas de los hombres.

 

  • 86. ¿Por qué no el Papa, cuya riqueza es hoy mayor que la riqueza de los más ricos, construye esta basílica de San Pedro con su propio dinero y no con el dinero de los pobres creyentes?

 

  • 92. Lejos, pues, con todos aquellos profetas que dicen al pueblo de Cristo: “Paz, Paz; y no hay paz” (Jeremías 6:14).

 

  • 95. Y así tener la confianza de entrar en el cielo por medio de muchas tribulaciones en lugar de la falsa seguridad de la paz (Hechos 14:22).

 

EL EVANGELIO ETERNO

 

 

La Verdad Clavada en las Puertas de Wittenberg-parte 2-

 

La doctrina de las indulgencias había encontrado opositores entre hombres instruidos y piadosos del seno mismo de la iglesia de Roma, y eran muchos los que tenían fe en asertos tan contrarios a la razón y a las Escrituras.

Ningún prelado se atrevía a levantar la voz para condenar el inicuo tráfico, pero los hombres empezaban a turbarse y a  inquietarse, y muchos se preguntaban ansiosamente si Dios no obraría por medio de alguno de sus siervos para purificar la iglesia.

Lutero, aunque seguía adhiriéndose estrictamente al Papa, estaba horrorizado por las blasfemas declaraciones de los traficantes en indulgencias.  Muchos de sus feligreses habían comprado certificados de perdón y no tardaron en acudir a su pastor para confesar sus pecados esperando de él la absolución, no porque fueran penitentes y desearan cambiar de vida, sino por el mérito de las indulgencias.

Lutero les negó la absolución y les advirtió que como no se arrepintiesen y no reformasen su vida morirían en sus pecados.  Llenos de perplejidad recurrieron a Tetzel para quejarse de que su confesor no aceptaba los certificados; y hubo algunos que con toda energía exigieron que les devolviese su dinero.

El fraile se lleno de ira.  Lanzó las más terribles maldiciones, hizo encender hogueras en las plazas públicas y declaró que ‘había recibido del Papa la orden de quemar a los herejes que osaran levantarse contra sus santísimas indulgencias’.

Lutero inicio entonces resueltamente su obra como campeón de la verdad.  Su voz se oyó desde el púlpito en solemne exhortación. Expuso al pueblo el carácter ofensivo del pecado y enseñóle que le es imposible al hombre reducir su culpabilidad o evitar el castigo por sus propias obras.

Solo el arrepentimiento ante Dios y la fe en Cristo podían salvar al pecador.  La gracia de Cristo no podía comprarse, era un don gratuito.  Aconsejaba a sus oyentes que no comprasen indulgencias, sino que tuviesen fe en el Redentor crucificado.

Refería su dolorosa experiencia  personal, diciéndoles que en vano había intentado por medio de la humillación y de las mortificaciones del cuerpo asegurar la salvación, y afirmaba que desde que había dejado de mirarse a sí mismo y había confiado en Cristo, había alcanzado paz y gozo para su corazón.

Viendo que Tetzel seguía con su tráfico y sus impías declaraciones, resolvió Lutero hacer una protesta más enérgica contra semejantes abusos.  Pronto ofreciósele excelente oportunidad. La iglesia del castillo de Wittenberg era dueña de muchas reliquias que se exhibían al pueblo en ciertos días festivos, en ocasión de los cuales se concedía plena remisión de pecados a los que visitasen la iglesia e hiciesen confesión de sus culpas.

De acuerdo  con ésto, el pueblo acudía en masa a aquel lugar. Una de tales oportunidades, y de las más importantes por cierto, se acercaba: la fiesta de ‘todos los santos’. La víspera, Lutero, uniéndose a las muchedumbres que iban a la iglesia, fijó en las puertas del templo un papel que contenía 95 proposiciones contra la doctrina de las indulgencias.

Declaraba además que estaba listo para defender aquellas tesis al día siguiente en la universidad, contra cualquiera que quisiera rebatirlas. Estas proposiciones atrajeron la atención general.  Fueron leídas y vueltas a leer y se repetían por todas partes.  Fue muy intensa la excitación que produjeron en la universidad y en toda la ciudad.

Demostraban que jamás se había otorgado al Papa ni a hombre alguno el poder de perdonar los pecados y de remitir el castigo consiguiente.  Todo ello no era sino una FARSA, un artificio para ganar dinero valiéndose de las supersticiones del pueblo, un invento de Satanás para destruir las almas de todos los que confiasen en tan necias mentiras.

Se probaba además con toda evidencia que el Evangelio de Cristo es el tesoro más valioso de la iglesia, y que la gracia de Dios revelada en El se otorga de balde a los que la buscan por medio del arrepentimiento y la fe.

El Conflicto de los Siglos, pp136-139 (Elena White)

El Heraldo del Evangelio Eterno

 

 

 

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.163 seguidores