Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Adan’

LOS DOS PACTOS-parte 4-

EL NUEVO PACTO O SEGUNDO PACTO -parte 2-

¿Qué muestra que el pacto nuevo, o segundo, y el pacto hecho con Abrahán son virtualmente el mismo?

“Y si vosotros sois de Cristo, ciertamente linaje de Abraham sois, y herederos según la promesa” (vers.29).

NOTA: Nadie debería confundirse con los términos primer pacto y segundo pacto. Aunque al pacto hecho en el Sinaí se lo llama el primer pacto, eso no significa que era el primer pacto hecho jamás por Dios con el hombre. Mucho antes que éste, El hizo un pacto con Abrahán.  El hizo también un pacto con Noé, y con Adán. Ni tampoco debe suponerse que el primer pacto, o pacto antiguo, existió por algún tiempo como el único pacto con la humanidad, y que éste debía cumplir su finalidad y desaparecer antes que alguien pudiera participar de las bendiciones prometidas por el segundo o nuevo pacto.

Si tal hubiera sido el caso. Durante ese tiempo no hubiera habido perdón para nadie. El pacto nuevo, o segundo, existió virtualmente antes que el pacto hecho en el Sinaí; porque el pacto con Abrahán fue confirmado en Cristo (Gálatas 3:17), y sólo mediante Cristo tiene valor el pacto nuevo, o segundo.  No hay bendición que pueda obtenerse en virtud del nuevo pacto, que no se le haya prometido a Abrahán.  El segundo pacto existió en todos sus rasgos esenciales, exceptuando su ratificación, mucho antes que el primero, aún desde los días de Adán. Se lo llama segundo porque fue ratificado después del pacto hecho y ratificado en el Sinaí.

¿Qué es necesario cuando hay un pacto  o testamento?

“Porque  donde hay testamento, es necesario que intervenga muerte del testador. Porque el testamento con la muerte se confirma; pues no es válido entre tanto que el testador vive” (Hebreos 9:16, 17).

¿Con la sangre de quién  fue dedicado el nuevo pacto?

“Y el Dios de paz que resucitó de los muertos a nuestro Señor Jesucristo, el gran pastor de las ovejas, por la sangre del pacto eterno, os haga aptos en toda obra buena para que hagáis su voluntad” (Hebreos 13:20, 21).

¿Solamente en virtud de qué pacto hay remisión de pecados?

“¿Cuánto más la sangre de Cristo, el cual mediante el Espíritu  eterno se ofreció a sí mismo sin mancha a Dios, limpiará vuestras conciencias de obras muertas para que sirváis al Dios vivo? Así que, por eso es mediador de un nuevo pacto, para  que interviniendo  muerte para la remisión de las transgresiones que había bajo el primer pacto, los llamados reciban la promesa de la herencia eterna” (Hebreos 9:14, 15).

LOS DOS PACTOS

Continúa en parte 5

 

Read Full Post »

LA VERDAD ACERCA DE LOS ANGELES-RESPUESTAS FIRMEMENTE BASADAS EN LA PALABRA DE DIOS—parte 26-

LOS ÁNGELES ANTES Y DESPUÉS DEL DILUVIO-parte 1-

EL PLAN DE SALVACIÓN EXPLICADO MAS AMPLIAMENTE

 

Los ángeles se comunicaron con Adán después de su caída y le informaron acerca del plan de salvación; la raza humana tenía posibilidades de ser redimida. (SG)

Los ángeles informaron a Adán que así como su transgresión había acarreado muerte y ruina, la vida y la inmortalidad aparecerían como resultado del sacrificio de Cristo. (HR-pág.49)

El huerto del Edén permaneció en la tierra mucho tiempo después que el hombre fuera expulsado de sus agradables senderos. Durante mucho tiempo después, se le permitió a la raza caída contemplar de lejos el hogar de la inocencia, cuya entrada estaba vedada por los vigilantes ángeles. (PP-46)

CULTOS CELEBRADOS FRENTE A LA PUERTA GUARDADA POR LOS QUERUBINES

A la puerta del paraíso guardada por querubines, se manifestaba la gloria de Dios, y allí iban los primeros adoradores a levantar sus altares y a presentar sus ofrendas.  Allí era donde Caín y Abel habían llevado sus sacrificios y Dios había condescendido a comunicarse con ellos.

El escepticismo no podía negar la existencia del Edén mientras  estaba a la vista, con su entrada vedada por los ángeles custodios. El orden de la creación, el objeto del huerto, la historia de sus dos árboles tan estrechamente ligados al destino del hombre, eran hechos indiscutibles; y la existencia y suprema autoridad de Dios, la vigencia de su ley, eran verdades que nadie pudo poner en tela de juicio mientras Adán vivía. (PP-70-71)

A estos hermanos (Caín y Abel) se les había enseñado todo lo concerniente a la provisión hecha para la salvación de la raza humana.  Se les requirió que pusieran en práctica un sistema basado en la humilde obediencia que manifestaran reverencia hacia Dios y su fe y su dependencia en el Redentor prometido, por medio de la muerte de los primogénitos del rebaño y la presentación solemne de ellos junto con su sangre como holocausto ofrecido al Señor.

Caín no estaba dispuesto a seguir estrictamente el plan de obedecer y conseguir un cordero para ofrecerlos con los frutos de la tierra.  Simplemente tomó lo de la tierra y  pasó por alto el requerimiento de Dios.  Abel aconsejó a su hermano que no se presentara delante del Señor sin la sangre de los sacrificios.  Caín, puesto que era el mayor, no quiso escuchar a su hermano.

Abel trajo los primogénitos de su rebaño, y de los mejores, como Dios lo había ordenado; y con humilde reverencia presentó su ofrenda con plena fe en el Mesías venidero. Dios la aceptó. Caín no vio manifestación alguna de que la suya hubiera sido aceptada. Se airó con el Señor y con su hermano. 

Este le preguntó por qué estaba enojado, y le informó que si obraba bien y seguía las indicaciones que Dios le había dado, el Señor lo aceptaría y apreciaría su ofrenda.  Pero que si no se sometía humildemente a los planes de Dios, y no creía ni le obedecía, ésta no podría ser aceptada. Pero aún después de haber sido instruido, Caín no se arrepintió.  Impulsado por sus celos y odio contendió con Abel y lo cubrió de reproches. Mientras Abel justificaba el plan de Dios, Caín se enojó, y su odio creció y ardió contra Abel hasta que en un arrebato de ira le dio muerte. (HR-54-56)

ADAN Y LOS ÁNGELES INSTRUYERON A LOS ANTEDILUVIANOS

Continúa en parte 27

 

Read Full Post »

DIOS EL HIJO-séptima parte-

  • 5 –LA EXTENSIÓN DE SU IDENTIFICACIÓN CON LA NATURALEZA HUMANA: La Biblia revela que Cristo es el segundo Adán; vivió “en semejanza de carne de pecado” (Rom.8:3). Es crucial que se desarrolle una visión correcta de la expresión “semejanza de carne de pecado”, la cuál describe al ser humano pecador. Ciertos puntos de vista han traído disensión y enemistades a través de la historia de la iglesia cristiana.

Cristo adoptó la “semejanza de carne de pecado”. Antes de la encarnación, JESÚS ERAEN FORMA DE DIOS(Fil.2:6,7); ésto es, la naturaleza divina le pertenecía desde el comienzo (Juan 1:1). Al tomar “forma de siervo”, puso a un lado sus prerrogativas divinas. Se convirtió en siervo de su Padre (Isa.42:1), para cumplir su voluntad (Juan6:38; Mat.26:39, 42). Revistió su divinidad con la humanidad, pero el Salvador jamás pecó, y su pureza perfecta está más allá de toda duda.

Adán tenía ventaja sobre Cristo. Cuando cayó en el pecado, vivía en el paraíso. Poseía una humanidad perfecta, y gozaba del completo vigor de su cuerpo y su mente. No fue el caso de Jesús. Cuando adoptó la naturaleza humana, la raza  ya se había deteriorado a través de cuatro mil años de pecado en este planeta. Con el fin de salvar a los que se hallaban en las profundidades de la degradación, Cristo tomó sobre sí una naturaleza humana que,  comparada con la naturaleza no caída de Adán, había disminuido dramáticamente en fortaleza física y mental; a pesar de ello, Cristo lo hizo sin pecar. El Salvador sentía su debilidad. Por eso debió ofrecer “ruegos y súplicas con gran clamor y lágrimas al que le podía librar de la muerte” (Heb.5:7), identificándose de este modo con las necesidades y debilidades tan comunes en la humanidad.

Cristo” fue tentado en todo según nuestra semejanza” (Heb.4:15). El punto básico que sirve de  fundamento para todas las tentaciones, es nuestra decisión de si vamos a rendir nuestra voluntad a Dios o NO. Jesús siempre mantuvo su obediencia a Dios. Por medio de su continua dependencia del poder divino, resistió con éxito las más fieras tentaciones, aunque era humano. Nuestra victoria sobre la tentación se logra al mantener nuestra dependencia de El. “No os ha sobrevenido ninguna tentación que no sea humana; pero fiel es Dios, que no os dejará ser tentados más de lo que podéis resistir, sino que dará también juntamente con la tentación la salida, para que podáis soportar” (1 Cor.10:13).

  • 6 –LA NECESIDAD DE QUE CRISTO TOMARA LA NATURALEZA HUMANA: La Biblia expresa diversas razones de por qué Cristo necesitaba tener una naturaleza humana.
  • 1º. –Para ser sumo sacerdote de la raza humana: Jesús,  como el Mesías, debía ocupar la posición de sumo sacerdote o mediador entre Dios y el hombre (Zac.6:13; Heb.4: 14-16). Esta función requería poseer naturaleza humana.
  • 2º. – Para salvar aún a los más degradados : Con el fin de alcanzar a los individuos donde ellos están, y rescatar aún a los que ofrecen menos esperanza, se humilló a sí mismo al nivel de un siervo (Fil.2:7).
  • 3 – Para dar su vida por los pecados del mundo. Se convirtió en hombre y pagó la penalidad del pecado que es la muerte (Rom.6:23; 1Cor.15:5), gustó la muerte por todos (Heb.2:9).  
  • 4 –   Para ser nuestro ejemplo. Con el fin de convertirse en ejemplo de cómo los seres humanos debieran vivir. Cristo tenía que vivir una vida sin pecado como ser humano. Demostró que es posible que la humanidad sea fiel a la voluntad de Dios, obtuvo la victoria sobre el pecado, convirtiéndose así en nuestro Salvador y nuestro perfecto ejemplo. En su fortaleza, su victoria puede ser nuestra (Juan16:33).

Read Full Post »

DOCTRINA DE LA VIDA CRISTIANA

REFERENCIAS

Es evidente que Adán era responsable del planeta, puesto que Dios lo llamó a dar cuenta de la transgresión aunque Adán no había sido el primero en caer (Gen.3:9).  El Nuevo Testamento también, al comparar a los dos “Adanes”, señala que el primer Adán fue responsable de la entrada del pecado y de la muerte (Rom.5:12;  1Cor 15:22;).

“Dios mismo dio a Adán una compañera. Le proveyó de una “ayuda idónea para él”, alguien que realmente le correspondía, una persona digna y apropiada para ser su compañera y que podría ser una sola cosa con él en amor y simpatía.  Eva fue creada de una costilla tomada del costado de Adán; este hecho significa que ella  no debía dominarle como cabeza, ni tampoco debía ser humillada y hollada  bajo sus plantas como un ser inferior, sino que más bien debía estar a su lado como su igual, para ser amada y protegida por él”. (Patriarcas y Profetas-Pag.26, 27-White)

Los padres que se vean obligados a colocar a sus hijos bajo el cuidado de otras personas, deben escoger alguien que tenga valores similares a los suyos, de modo que pueda haber plena cooperación en la tarea de educar al niño.  La entrega o retracción del amor por parte de los padres es la clave del bienestar emocional y psicológico del niño en desarrollo.

Read Full Post »

DOCTRINA DE LA SALVACION

CRISTO, EL REPRESENTANTE DE LA HUMANIDAD. Tanto Adán como Cristo,el postrer Adán”  o  “el segundo hombre” (1 Cor.15: 45, 47), representan a toda la humanidad. Por una parte el nacimiento natural coloca sobre todo individuo la carga de los resultados de la transgresión de Adán; por otra parte todo aquél que experimenta el nacimiento espiritual, recibe los beneficios de la vida y sacrificio perfectos de Cristo. “Porque así como en Adán todos mueren, también en Cristo todos serán vivificados” (1 Cor.15:22).

La rebelión de Adán trajo el pecado, la condenación y la muerte para todos sus descendientes. Cristo invirtió esa tendencia descendiente. En su gran amor, se sujetó a sí mismo al juicio divino sobre el pecado, y se convirtió en el representante de la humanidad. Su muerte vicaria proveyó la liberación de la penalidad del pecado, y el don de la vida eterna para los pecadores arrepentidos (2Cor. 5:21; Rom.6:23; 1Ped. 3:18).

La Escritura enseña con claridad la naturaleza universal de la muerte vicaria de Cristo. “Por la gracia de Dios”, gustó “la muerte por todos” (Heb.2:9).  Como Adán, todos pecaron (Rom.5:12),  y por lo tanto, todos experimentan la muerte, es decir, la primera muerte. La muerte que  Cristo gustó por todos fue la segunda muerte, la plena maldición de la muerte (Apoc.20:6).

LA VIDA Y LA SALVACIÓN DE CRISTO.   “Porque si siendo enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, estando reconciliados, seremos salvos por su vida” (Rom.5:10). Para salvar el abismo excavado por el pecado, se requirió no sólo la muerte de Cristo, sino también su vida. Ambas son necesarias y contribuyen a nuestra salvación.

¿QUE PUEDE HACER POR NOSOTROS LA PERFECTA VIDA DE CRISTO?  Jesús vivió una vida pura, santa y amante, confiando completamente en Dios. Esta vida preciosa la comparte con los pecadores arrepentidos, en calidad de regalo. Su perfecto carácter es descrito como un vestido de bodas (Mat.22:11) o  un manto de justicia (Isa. 61:10) que nos concede para cubrir los trapos inmundos que simbolizan los intentos humanos de producir justicia (Isa. 64:6).

A pesar de nuestra corrupción humana, cuando nos sometemos a Cristo, nuestro corazón se une con su corazón, nuestra voluntad se sumerge en la suya, nuestra mente llega a ser una con su mente, nuestros pensamientos son puestos en cautividad a El; vivimos su vida. Estamos cubiertos con su vestidura de justicia. Cuando Dios mira al pecador creyente y penitente, no ve la desnudez o deformidad del pecado, sino el manto de justicia formado por la perfecta obediencia de Cristo a la ley. Nadie puede ser verdaderamente justo a menos que esté cubierto por este manto.

LA INSPIRACIÓN QUE PROVEE LA VIDA DE CRISTO.  La vida de Cristo en el mundo le proveyó a la humanidad un modelo de cómo vivir. El que fue hecho semejante a nosotros, y tentado en todo como nosotros, demostró que los que dependen del poder de Dios no necesitan continuar en pecado. La vida de Cristo provee la seguridad de que podemos vivir victoriosamente. 

“TODO LO PUEDO EN CRISTO QUE ME FORTALECE” (Fil.4:13).

 

Read Full Post »

LA NATURALEZA HUMANA -séptima parte-

EL IMPACTO DEL PECADO.  ¿Cuáles fueron las consecuencias del pecado?     ¿Cómo afectó a la naturaleza humana?     ¿Cuál es la posibilidad de eliminar el pecado y mejorar la naturaleza humana?

LAS CONSECUENCIAS INMEDIATAS. La primera consecuencia  del pecado  fue que afectó las relaciones interpersonales, así como la relación con Dios. La nueva experiencia produjo a Adán y Eva sentimientos de vergüenza  (Gen.3:7). En vez de convertirse –como Satanás había prometido- en seres iguales a Dios, se sintieron atemorizados y procuraron esconderse (Gen.3:8-10). Cuando Dios interrogó a Adán, él dijo: La mujer que me diste por compañera me dio del árbol, y yo comí” (Gen.3:12). Sus palabras implican que Eva y Dios eran responsables de su pecado, mostrando como su transgresión quebrantó su relación con su esposa y su Creador.  Eva a su vez, culpó a la serpiente (Gen.3:13).

 Por cuanto Adán escuchó a su mujer en vez de a Dios, la tierra fue maldita para aumentar la ansiedad y el esfuerzo de sus trabajos: “Maldita será la tierra por tu causa; con dolor comerás de ella todos los días de tu vida. Espinos y cardos te producirá, y comerás plantas del campo. Con el sudor de tu rostro comerás el pan hasta que vuelvas a la tierra, porque de ella fuiste tomado” (Gen.3: 17-19).  A la mujer Dios le dijo: “Multiplicaré en gran manera los dolores en tus preñeces; con dolor darás a luz los hijos; y tu deseo será para tu marido, y él se enseñoreara de ti” (Gen.3: 16). Dios maldijo a la serpiente, el instrumento de Satanás, condenándola a arrastrarse sobre su pecho, como un recuerdo perpetuo de la caída (Gen.3:14).

DIOS DECLARO:Polvo eres, y al polvo volverás” (Gen.3:19). Dios ejecutó este veredicto al expulsar de su hogar edénico a los transgresores, interrumpiendo así su comunión directa con Dios (Gen.3:8), y al impedirles de participar  del árbol de la vida, la fuente de la vida eterna. Así, Adán y Eva pasaron a estar sujetos a la muerte (Gen.3:22).

EL CARÁCTER DEL PECADO. El pecado es un mal moral, lo que sucede cuando un agente moral libre elige violar la voluntad revelada de Dios (Gen.3: 1-6; Rom.1: 18-22).

LA DEFINICIÓN DEL PECADO. El pecado es infracción de la ley” (Juan 3:4), una falla en la actuación de cualquiera que sabe hacer lo bueno y no lo hace” (Sant.4:17), y “todo lo que no proviene de fe” (Rom.14:23). Una definición amplia del pecado es: “Cualquier desviación de la voluntad conocida de Dios, ya sea al descuidar lo que ha mandado o prohibido específicamente”.

EL PECADO ABARCA LOS PENSAMIENTOS ASI COMO LAS ACCIONES. Cristo dijo que el sentir ira contra alguien viola el sexto mandamiento No matarás” (Exo.20:13), y que los deseos impuros quebrantan el mandamiento “No cometerás adulterio (Exo.20:14). El pecado abarca no sólo la desobediencia abierta que se traduce en actos, sino también los pensamientos y los deseos.

EL PECADO Y LA CULPABILIDAD. La culpabilidad, si no se dispone de ella en forma adecuada, destruye las facultades  físicas, mentales y espirituales, y si no se la resuelve, produce muerte, porque la paga del pecado es muerte” (Rom.6:23).El antídoto contra la culpa es el perdón (Mat.6:12), el cuál produce una conciencia clara y paz mental. Dios está ansioso de conceder su perdón a los pecadores arrepentidos. Lleno de misericordia, Cristo llama a la raza aplastada por el pecado y la culpa, diciéndole:

”VENID A MI TODOS LOS QUE ESTAIS TRABAJADOS Y CARGADOS, QUE YO OS HARE DESCANSAR” (Mat.11: 28).

 

Read Full Post »

LA NATURALEZA HUMANA-primera parte-

El hombre y la mujer fueron hechos a imagen de Dios, con individualidad propia  y con la facultad y la libertad de pensar y obrar por su cuenta. Aunque fueron creados como seres libres, cada uno es una unidad indivisible de cuerpo, mente y alma que depende de Dios para la vida, el aliento y todo lo demás. Cuando nuestros primeros padres desobedecieron a Dios, negaron su dependencia de El y se cayeron de la elevada posición que ocupaban bajo Dios. La imagen de Dios se desfiguró en ellos y quedaron sujetos a la muerte. Sus descendientes participan de esta naturaleza degradada y de sus consecuencias. Nacen con debilidades y tendencias hacia el mal. Pero Dios (en Cristo) reconcilió al mundo consigo mismo, y por medio de su Espíritu restaura en los mortales penitentes la imagen de su Hacedor. Creados para la gloria de Dios, se los invita a amar al Señor y a amarse mutuamente, y a cuidar el ambiente que los rodea.

 EL ORIGEN DEL HOMBRE.  Si bien en nuestros días muchos creen que los seres humanos se originaron a partir de las formas inferiores de vida animal, y que son el resultado de procesos naturales que requirieron miles de millones de años, tal idea no puede armonizar con el registro bíblico. La aceptación del hecho de que los seres humanos han estado sometidos a un proceso de generación, es un componente crucial de la posición bíblica acerca de la naturaleza del hombre.

 DIOS CREO AL HOMBRE.Hagamos al hombre” (Gen.1:26). La forma plural del verbo hacer, se refiere a la Deidad trinitaria: Dios el Padre, Dios el Hijo, y Dios el Espíritu Santo. De común acuerdo, Dios comenzó a crear el primer ser humano (Gen.1:27).

CREADO DEL POLVO DE LA TIERRA. Dios formó al hombre del polvo de la tierra” (Gen.2:7), usando materia preexistente, pero no otras formas de vida, como ser animales marinos o terrestres. Hasta que no hubo formado cada órgano y lo hubo colocado en su lugar, no introdujo elaliento de vida que hizo del hombre una persona viviente.

CREADO SEGÚN EL MODELO DIVINO. Dios creó a cada uno de los otros animales: peces, aves, reptiles, insectos, mamíferos, etc., según su especie”. Cada especie tenía una forma típica, y la capacidad de reproducir su especie específica. El hombre, fue creado según el modelo divino, y no según modelos del reino animal. Lucas, al describir el origen de la raza humana, expresa esta diferencia con sencillez, pero en forma profunda:Adán, hijo de Dios” (Luc.3:38).

LA EXALTADA POSICIÓN DEL HOMBRE. Dios puso al hombre, creado a imagen del Dios soberano, a cargo del planeta Tierra y de toda la vida animal.

LA UNIDAD DE LA RAZA HUMANA. Las genealogías del Génesis demuestran que las generaciones sucesivas después de Adán y Eva descendían sin  excepciones de esta primera pareja. En nuestra calidad de seres humanos, todos compartimos la misma naturaleza, la cuál constituye una unidad genética o genealógica.

 “Y DE UNA SANGRE HA HECHO TODO EL LINAJE DE LOS HOMBRES, PARA QUE HABITEN SOBRE TODA LA FAZ DE LA TIERRA (HECH.17:26)

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: