Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘santo’

DOS=UNO-El CONCEPTO DE UNIDAD-parte 61-

UN DIOS, UNA FE-parte 1-

El islamismo es una religión muy semejante al judaísmo, pero con todo, diferente. El pueblo árabe se siente orgulloso de decir que son descendientes de Ismael, el hijo de Abraham.

Los descendientes de Abraham, judíos y árabes, son monoteístas fervientes.  Los mahometanos repiten: Alá es uno y Mahoma es su profeta; mientras que los judíos recitan vigorosamente el Libro de la Ley de Deuteronomio:

“OYE, ISRAEL: JEHOVÁ NUESTRO DIOS, JEHOVÁ UNO ES.” (Deuteronomio 6:4)

Los cristianos son también monoteístas, y en contra de lo que creen algunos, este énfasis es repetido por los cristianos.

San Pablo dice:  “…Y NO HAY MAS QUE UN DIOS, PUES AUNQUE ALGUNOS SE LLAMEN DIOSES, SEA EN EL CIELO O EN LA TIERRA…..PARA NOSOTROS, SIN EMBARGO, SOLO HAY UN DIOS, EL PADRE, DEL CUAL PROCEDEN TODAS LAS COSAS, Y NOSOTROS SOMOS PARA EL; Y UN SEÑOR, JESUCRISTO, POR MEDIO DEL CUAL SON TODAS LAS COSAS Y NOSOTROS POR MEDIO DE EL.” (1 Cor.8:4-6)

“UN SEÑOR, UNA FE, UN BAUTISMO, UN DIOS Y PADRE DE TODOS, EL CUAL ES SOBRE TODOS, Y POR TODOS, Y EN TODOS.” (Efe.4:5,6)

En hebreo la palabra Elohim, que significa Dios, está en plural.

El Génesis dice:

“Y DIJO DIOS: …HAGAMOS AL HOMBRE CONFORME A NUESTRA SEMEJANZA.”(Gen.1:26)

La adhesión a la doctrina de que Dios es uno no debe considerarse como una restricción sobre las personas, sino que es un énfasis sobre el carácter de Dios.

Las Sagradas Escrituras declaran rectamente que sólo hay un Dios.  Y cualquier otra proposición que sugiera otro dios daría paso libre a la consideración de un carácter o principio diferente con el cuál comparar o referir al primero. 

Jesús enseñó también la unidad de Dios, diciendo:

“YO SOY EL CAMINO, LA VERDAD Y LA VIDA, NADIE VIENE AL PADRE SINO POR MI.  SI ME CONOCIESEIS, TAMBIÉN CONOCERIAIS A MI PADRE; Y DESDE AHORA LE CONOCEIS, Y LE HABÉIS VISTO.” 

Felipe le dijo  SEÑOR, MUESTRANOS AL PADRE Y NOS BASTA”.  Jesús le dijo: ¿TANTO TIEMPO HACE QUE ESTOY CON VOSOTROS, Y NO ME HAS CONOCIDO, FELIPE? EL QUE ME HA VISTO A MI HA VISTO ALPADRE; ¿COMO PUES DICES TU; MUESTRANOS AL PADRE? ¿NO CREES QUE YO SOY EN EL PADRE, Y EL PADRE EN MI…?”(JUAN 14:6-10)

La unidad no tiene que ser considerada singular en las personas, sino singular en el principio o esencia, Esta aclaración nos ayuda a comprender la Divinidad y el plan de salvación.

La Biblia enseña que la unidad de la Divinidad es hacer la voluntad de Dios: el Hijo sujeto al Padre, (Lucas 22:42;  1 Corintios 15:24-28) el Espíritu Santo, sujeto al Hijo. (Juan 16:7)  Con todo, cada uno es reconocido como igual: como uno, como Dios. 

Los ángeles y las criaturas vivientes cantan  “SANTO, SANTO, SANTO.” ¿Podría esto ser verdad en el caso de un Dios en una persona? 

“..Y NO CESAN DÍA Y NOCHE DE DECIR: SANTO, SANTO, SANTO ES EL SEÑOR DIOS TODOPODEROSO, EL QUE ERA, EL QUE ES, Y EL QUE HA DE VENIR.”  (APOC. 4:8) 

 “PORQUE TRES SON LOS QUE DAN TESTIMONIO EN EL CIELO: EL PADRE, EL VERBO Y EL ESPÍRITU SANTO;  Y ESTOS TRES SON UNO.” (1 JUAN 5:7)

Continúa en parte 62

 

Read Full Post »

MEDITACIONES-REFLEJEMOS A JESUS –parte 28-

LA SANTIFICACION ABARCA EL SER ENTERO

“Y el mismo Dios de paz os santifique por completo; y todo vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo, sea guardado irreprensible para la venida de nuestro Señor Jesucristo” (1 Tesalonicenses 5:23).

La santificación expuesta en las Santas Escrituras abarca todo el ser: espíritu, cuerpo y alma. Pablo rogaba por los tesalonicenses, que su “ser, espíritu, alma y cuerpo” fuese “guardado irreprensible para la venida de nuestro Señor Jesucristo”. Y vuelve a escribir a los creyentes: “Así que, hermanos, os ruego por las misericordias de Dios, que presentéis vuestros cuerpos en sacrificio vivo, santo, agradable a Dios…” (Romanos 12:1).

En tiempos del antiguo Israel, toda ofrenda que se llevaba a Dios era cuidadosamente examinada. Si se descubría un defecto cualquiera en el animal presentado, se lo rechazaba, pues Dios había mandado que las ofrendas fuesen “sin mancha”. Así también se pide a los cristianos que presenten sus cuerpos en “sacrificio vivo, santo, agradable a Dios”. Para ello, todas sus facultades deben conservarse en la mejor condición posible. Toda costumbre que tienda a debilitar la fuerza física o mental incapacita al hombre para el servicio de su Creador. ¿Y se complacerá Dios con menos de lo mejor que podamos ofrecerle? Cristo dijo: “Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón”.

Los que aman a Dios de todo corazón desearan darle el mejor servicio de su vida y tratarán siempre de poner todas las facultades de su ser en armonía con las leyes que aumentarán su aptitud para hacer su voluntad. No debilitarán ni mancharán la ofrenda que presentan a su Padre celestial abandonándose a sus apetitos o pasiones.

Pedro dice: “Os ruego…que os abstengáis de los deseos carnales que batallan contra el alma” (1 Pedro 2:11). Toda concesión hecha al pecado tiende a entorpecer las facultades y a destruir el poder de percepción mental y espiritual, de modo que la Palabra o el Espíritu de Dios ya no pueden impresionar sino débilmente el corazón. Pablo escribe a los corintios: “…limpiémonos de toda contaminación de carne y de espíritu, perfeccionando la santidad en el temor de Dios” (2 Corintios 7:1). Y entre los frutos del Espíritu –“amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, mansedumbre”incluye la “templanza” (Gálatas 5:22, 23).

A pesar de estas inspiradas declaraciones, ¡cuántos cristianos de profesión están debilitando sus facultades en la búsqueda de ganancias o en el culto que tributan la moda, cuántos están envileciendo en su ser la imagen de Dios, con la glotonería, las bebidas espirituosas, los placeres ilícitos! Aquel cuyo cuerpo es el templo del Espíritu Santo no se dejará esclavizar por ningún hábito pernicioso. Sus facultades pertenecen a Cristo que lo compró con precio de sangre. (El conflicto de los siglos)

 

Read Full Post »

RECIBIREIS PODER-Persona, Presencia y  Obra del Espíritu  Santo-parte 18-

EL ESPIRITU ES NUESTRO AYUDADOR

 El Espíritu nos ayuda en nuestra debilidad; pues que hemos de pedir como conviene no lo sabemos, pero el Espíritu intercede por nosotros con gemidos indecibles” (Romanos 8:26).

El Espíritu Santo formula toda oración sincera. Su mediación siempre estará fundamentada en la voluntad de Dios, y nunca tendrá el propósito de avalar lo que está en contra de sus designios. “El Espíritu nos ayuda en nuestra debilidad” (Rom.8:26). Siendo Dios, el Espíritu conoce la mente del Altísimo.

Por lo tanto, en cada oración, ya sea en favor de los enfermos u otras necesidades, la voluntad de Dios ha de ser respetada. “Quién de los hombres sabe las cosas del hombre, sino el espíritu del hombre que está en él? Así también nadie conoció las cosas de Dios, sino el Espíritu de Dios” (1Cor.2:11).

Si deseamos ser enseñados por Dios, deberemos orar conforme a su voluntad revelada, y estar dispuestos a someternos a sus designios, porque los desconocemos. Cada súplica debe estar de acuerdo con los deseos de Dios, confiando en su preciosa Palabra, y creyendo que Cristo se dio a sí mismo por sus discípulos. El registro dice: “Y habiendo dicho ésto, sopló y les dijo: Recibid el Espíritu Santo” (Juan 20:22).

Jesús está esperando soplar sobre todos sus discípulos con el propósito de darles la inspiración santificada de su Espíritu y transmitir a su pueblo su propia influencia vitalizadora. También desea que entendamos la imposibilidad de servir a dos señores. Nuestros intereses no pueden estar divididos. Cristo quiere vivir y actuar por intermedio de las facultades y habilidades de sus agentes humanos.

La voluntad debe cooperar con la suya y actuar con su Espíritu, puesto que ya no son ellos los que viven, sino Cristo en los suyos. Jesús desea grabar en sus hijos la idea de que, al darles el Espíritu Santo, les concede la misma gloria que el Padre le había dado, para que El y su pueblo sean uno con Dios. Nuestros deseos y nuestra voluntad deben estar sujetos a la suya, puesto que El es Justo, Santo y Bueno.

Read Full Post »

DOCTRINA DE LA VIDA CRISTIANA

 La conducta cristiana-el estilo de vida de un seguidor de Dios-surge como nuestra respuesta agradecida a la magnífica salvación de Dios por medio de Cristo. Pablo apela a todos los cristianos diciendo: “Así que hermanos, os ruego por las misericordias de Dios, que presentéis vuestros cuerpos en sacrificio vivo, santo, agradable a Dios, que es vuestro culto racional. No os conforméis a este siglo, sino transformaos por medio de la renovación de vuestro entendimiento, para que comprobéis cuál sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta” (Rom.12:1, 2). Por eso los cristianos protegen y desarrollan voluntariamente sus facultades mentales, físicas y espirituales, con el fin de honrar a su Creador y Redentor.

CRISTO ORÓ DICIENDO:No ruego que los quites del mundo, sino que los guardes del mal. No son del mundo, como tampoco yo soy del mundo”  (Juan 17: 15, 16).   ¿Cómo puede un cristiano estar en el mundo y a la vez separarse de él?    ¿Cómo debe el estilo de vida del cristiano diferenciarse del que prevalece en el mundo?

Los cristianos deben adoptar un estilo de vida diferente, no con el fin de ser diferentes, sino porque Dios los ha llamado a vivir en base a principios. 

LA CONDUCTA Y LA SALVACIÓN.  Al determinar que conducta es apropiada, debemos evitar los extremos. “Vosotros hermanos, a libertad fuisteis llamados; solamente que no uséis la libertad como ocasión para la carne” (Gal.5:13). Si bien es cierto que nuestra conducta y nuestra espiritualidad están estrechamente relacionadas, nunca podremos ganar la salvación  por medio de una conducta correcta.  Más bien la conducta cristiana es un fruto natural de la salvación, y se basa en lo que Cristo ya logró realizar a favor nuestro en el Calvario.

TEMPLOS DEL ESPÍRITU SANTO.  No sólo la iglesia, sino también el individuo es un templo para la morada del Espíritu Santo: “¿O ignoráis que vuestro cuerpo es templo del Espíritu Santo, el cuál está en vosotros, el cuál tenéis de Dios, y que no sois vuestros? (1 Cor.6:19).

Los cristianos, por tanto, practican los hábitos de la buena salud con el fin de proteger la mente, el lugar donde mora el Espíritu de Cristo.   Por esta razón, la importancia de tener hábitos correctos de salud. El llamado que Dios hace a la santidad incluye un llamado a disfrutar de salud tanto física como espiritual.  “Cualquier cosa que debilite la razón, perjudique la sensibilidad de la conciencia, oscurezca nuestro sentido de Dios, y disminuya la fortaleza y autoridad que debe tener nuestra mente sobre el cuerpo, es mala, no importa cuán inocente pueda ser en sí misma”.

Las leyes de Dios, que incluyen las leyes de salud, no son arbitrarias, sino que han sido dispuestas por nuestro Creador para permitirnos gozar al máximo de la vida.  Satanás, el enemigo desea robarnos la salud, el gozo y la paz mental, y por fin destruirnos (véase Juan 10:10).

 

 

Read Full Post »

MENTE, CARÁCTER Y PERSONALIDAD-parte 206-

 

LA DEPRESION. …Anima a todos los que se llaman cristianos a prestar sus cuerpos…-parte 2-

“en sacrificio vivo, santo, agradable a Dios” “Golpeo mi cuerpo, y lo pongo en servidumbre…”

EL PODER QUE SE PIDE PRESTADO RESULTA EN DEPRESION: Debido a la intemperancia que comienza en el hogar, los órganos digestivos primero se debilitan, y pronto el alimento común no satisface el apetito.  Se crean condiciones malsanas y hay un anhelo de alimento más estimulante.

El té y el café producen un efecto inmediato.  El sistema nervioso se excita bajo la influencia de estos estimulantes y en algunos casos, por un momento el intelecto parece vigorizarse y la imaginación hacerse más vívida.

Debido a que estos estimulantes producen resultados tan agradables, muchos llegan a la conclusión de que los necesitan realmente, pero hay siempre una reacción. 

El sistema nervioso ha tomado prestada energía de sus recursos futuros para usarla en el momento y todo ese vigor pasajero es seguido por una depresión consiguiente. 

La rapidez del alivio obtenido por el té y el café es una evidencia de que lo que parece ser energía es tan solo excitación nerviosa y, por lo tanto, debe ser un daño para el organismo.

LA DEPRESION ES A VECES RESULTADO DE EXCESOS SEXUALES: Muchas familias viven sumamente infelices porque el esposo y padre permite que su naturaleza animal predomine sobre su naturaleza intelectual y moral.  El resultado es una sensación de languidez y depresión, cuya causa rara vez se adivina que es la consecuencia de su propia conducta equivocada. 

Estamos bajo la solemne obligación ante Dios de conservar puro el espíritu y el cuerpo sano, para ser de beneficio a la humanidad, y a fin de ofrecerle al Señor un servicio perfecto.  El apóstol pronuncia estas palabras de advertencia:

“No reine, pues, el pecado en vuestro cuerpo mortal, de modo que lo obedezcáis en sus concupiscencias” (Rom.6:12)  

Sigue exhortándonos al decir que

“todo aquél que lucha de todo se abstiene” (es temperante en todas las cosas) (1Cor.9:25)

Anima a todos los que se llaman cristianos a prestar sus cuerpos

“en sacrificio vivo, santo, agradable a Dios” (Rom.12:1)

Dice: “Golpeo mi cuerpo, y lo pongo en servidumbre, no sea que habiendo sido heraldo para otros, yo mismo venga a ser eliminado” (1Cor.9:27)

EL ÉXITO PUEDE SER SEGUIDO POR UNA DEPRESION TEMPORAL: Una reacción como la que con frecuencia sigue a los momentos de mucha fe y de glorioso éxito oprimía a Elías.

Mientras estaba bajo la inspiración del Todopoderoso, había soportado la prueba más severa de su fe; pero en el momento de desaliento, mientras repercutía en sus oídos la amenaza de Jezabel, y Satanás prevalecía aparentemente en las maquinaciones de esa mujer impía, perdió su confianza en Dios.  

Había sido exaltado en forma desmedida, y la reacción fue tremenda.

COMO CONTROLAR UNA MENTE DEPRIMIDA: La madre puede y debe hacer mucho para dominar sus nervios y ánimo cuando está deprimida. Aún cuando está enferma. Puede, si se educa a si misma, manifestar una disposición agradable y alegre, y soportar más ruido de lo que una vez creyera posible. 

No debiera hacer sentir a los niños su propia flaqueza y nublar sus mentes jóvenes y sensibles por su propia depresión de espíritu, haciéndoles sentir que la casa es una tumba y que el cuarto de mamá es el lugar más lúgubre del mundo. 

La mente y los nervios se entonan y fortalecen por el ejercicio de la voluntad.  En muchos casos, la fuerza de voluntad resultará ser un potente calmante de los nervios.

DOS EXTREMOS MANIFESTADOS EN LA CONDUCTA: Los que no entienden que es un deber religioso disciplinar la mente para que se espacie en temas alegres, por lo general se sitúan en uno de estos dos extremos:

O están eufóricos como consecuencia de una continua ronda de entretenimientos excitantes, con risas y bromas; o están deprimidos, con grandes pruebas y conflictos mentales, que creen que pocos han experimentado o están en condiciones de comprender. 

Estas personas pueden profesar el cristianismo, pero se están engañando a sí mismas.

Elena White

Continúa en parte 207

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: