Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘la glotonería’

MENTE, CARÁCTER Y PERSONALIDAD-parte 195-

INTERRELACION DEL CUERPO Y LA MENTE-parte 3-

 

ES NECESARIA LA ACCIÓN ARMONIOSA DE TODA LA PERSONALIDAD. La acción armoniosa y saludable de todas las facultades del cuerpo y de la mente produce felicidad; mientras más elevadas y refinadas sean las facultades, más pura y sin mezcla será la felicidad.-parte 2-

CUIDADO CON EL EXCESO DE TRABAJO: El hombre debe preservar el talento de la inteligencia, dado por Dios, mediante la conservación de la maquinaria física en actividad armoniosa.  Se necesita ejercicio físico diario para disfrutar la salud. 

No es el trabajo, sino el exceso de trabajo, sin períodos de descanso lo que quebranta a la gente y pone en peligro las fuerzas vitales.  Los que trabajan en exceso pronto llegan a la situación de trabajar en forma desesperada. Dios quiere que pongamos espíritu, vida y esperanza.

Los obreros intelectuales deberían prestar la debida atención a cada parte de la maquinaria humana, distribuyendo equitativamente la presión.  El esfuerzo físico y mental, combinado con sabiduría, conservará al hombre entero en una condición tal que lo hará acepto a Dios.

Al violar las leyes de la naturaleza, se puede perder fortaleza para el día siguiente. La exageración destruye la armonía de la mente y la desgasta. Sin embargo nadie puede ver el daño que se está haciendo. 

Los estómagos dan testimonio de la actividad de la mente.  Una mente simétrica y bien disciplinada mejorará las funciones de la digestión.

LAS INCLINACIONES SUBALTERNAS DEBERÍAN ESTAR BAJO CONTROL: El hombre debe obrar su propia salvación con temor y temblor; porque es Dios quien actúa en él para que haga lo que lo complace.  Dios le da al hombre facultades físicas y mentales. 

“Somos colaboradores de Dios” (1 Cor.3:9) 

Ninguna de ellas es innecesaria.  No se debe usar mal ni abusar de ninguna de ellas. Las inclinaciones subalternas deben mantenerse bajo el control de las facultades superiores.

SALUD DEL CUERPO Y DE LA MENTE: La vida de Daniel es una ilustración inspirada de lo que constituye un carácter santificado.  Presenta una lección para todos, y especialmente para los jóvenes. 

El cumplimiento estricto de los requerimientos de Dios es beneficio para la salud del cuerpo y la mente.  Al fin de alcanzar las más altas condiciones morales e intelectuales, es necesario buscar sabiduría y fuerza de Dios, y observar estricta temperancia en todos los hábitos de la vida. 

En la experiencia de Daniel y de sus compañeros tenemos un ejemplo del triunfo de los principios sobre la tentación a complacer el apetito. 

Nos muestra que por medio de los principios religiosos los jóvenes pueden triunfar sobre los apetitos de la carne, y permanecer leales a los requerimientos divinos, aún cuando ello le cueste un gran sacrificio.

LA VIDA SANA FAVORECE EL CARÁCTER: Una vida pura y sana es sumamente favorable para la perfección del carácter cristiano y para el desarrollo de las facultades de la mente y el cuerpo.

LA MENTE, LOS TENDONES Y LOS MÚSCULOS DEBEN TRABAJAR ARMONIOSAMENTE: Mediante el uso apropiado de nuestras facultades hasta el máximo de sus posibilidades y en el más útil de los empleos, mediante la preservación de cada órgano de manera que la mente, los tendones y los músculos trabajen armoniosamente, podemos hacer el servicio más precioso a favor de Dios.

LA FELICIDAD ES EL RESULTADO DE LA ACCIÓN ARMONIOSA DE TODAS LAS FACULTADES: Los que sirven a Dios con sinceridad y en verdad, serán gente peculiar, diferente del mundo, separada del mundo. 

Prepararán sus alimentos, no para fomentar la glotonería, ni para complacer el gusto pervertido, sino con el fin de obtener para sí mismos la mayor fortaleza física, y por consiguiente las mejores condiciones mentales.

La acción armoniosa y saludable de todas las facultades del cuerpo y de la mente produce felicidad; mientras más elevadas y refinadas sean las facultades, más pura y sin mezcla será la felicidad.

LA INFLUENCIA DEL REGOCIJO: El pueblo de Dios tiene muchas lecciones que aprender. Tendrán perfecta paz si conservan la mente fija en El, que es demasiado sabio para cometer errores y demasiado bueno para hacerles daño. Deben tratar de ver cuanta luz pueden derramar sobre las vidas de los que los rodean. 

Deben mantenerse íntimamente cerca de Cristo. De este modo podrán ejercer una influencia de regocijo que sea una bendición para todos los que estén a su alcance e ilumine su senda. (Elena White)

Read Full Post »

MENTE, CARÁCTER Y PERSONALIDAD-parte 72-

 

EL DOLOR. NO es Dios quien causa el dolor y el sufrimiento, sino que el hombre, por su propia ignorancia y pecado, atrajo esta condición sobre sí mismo. -parte1-

NO ES DIOS QUIEN CAUSA EL DOLOR: NO es Dios quien causa el dolor y el sufrimiento, sino que el hombre, por su propia ignorancia y pecado, atrajo esta condición mismo.

EL PECADO PRODUCE DOLOR: La continua transgresión del hombre durante seis mil años ha producido enfermedad, dolor y muerte.  Y a medida que nos acerquemos al fin, la tentación de complacer el apetito será más poderosa y más difícil de vencer.

LA NATURALEZA PROTESTA MEDIANTE EL DOLOR Y EL SUFRIMIENTO: Muchas personas viven violando las leyes de salud, e ignoran la relación que existe entre sus hábitos de comida, bebida y trabajo, y la salud.  No comprenden cuál es su verdadera condición hasta que la naturaleza protesta contra los abusos a que se la somete, provocando dolores en el organismo.

Si tan solo en ese momento los pacientes comenzaran a obrar bien y se utilizasen los recursos sencillos que han descuidado: el uso de agua y el régimen de alimentación debido, la naturaleza tendría justamente la ayuda que necesita y que debería haber tenido mucho tiempo antes. Si se adoptan estas medidas, por lo general el paciente se restablecerá sin debilitarse.

LA INTEMPERANCIA PRODUCE SUFRIMIENTO: Muchos están tan dedicados a la intemperancia que no cambiarán su proceder de complacer la glotonería bajo ninguna consideración. Antes sacrificarían la salud, y morirían prematuramente, que restringir su apetito intemperante.  Y hay muchos que son ignorantes de la relación que su comer y beber tienen con la salud. 

Si los tales fueran iluminados, podrían tener valor moral para renunciar a su apetito, y comer en forma más espaciada, y sólo los alimentos que son saludables; así mediante sus propia conducta, se ahorrarían una gran cantidad de sufrimientos.

LOS PROCESOS RESTAURADORES PRODUCEN DOLOR: A menudo el dolor es la consecuencia del esfuerzo de la naturaleza para dar vida y vigor a las partes que han quedado parcialmente muertas como consecuencia de la inacción.

QUIENES SUFREN TIENDEN A VOLVERSE IMPACIENTES: Las personas aquejadas por la enfermedad pueden hacer por ellas mismas lo que otros no pueden hacer.  Deberían comenzar por aliviar la naturaleza de la carga que le han impuesto. Deberían suprimir la causa. Deberían ayunar durante un corto tiempo y dar al estómago la oportunidad de descansar.

Deberían reducir el estado febril del organismo mediante la cuidadosa y bien realizada aplicación de agua. Estos esfuerzos ayudarán a la naturaleza en su lucha por liberar al organismo de impurezas. Pero generalmente las personas que sufren de dolor se tornan impacientes. No están dispuestas a ser abnegadas y a sufrir  un poco a causa del hambre. 

Tampoco están dispuestas a esperar el lento proceso que lleva a cabo la naturaleza para reconstituir las recargadas energías del organismo. Pero están decididas a obtener alivio de inmediato, de modo que ingieren drogas poderosas prescriptas por los médicos.

SUFRIMIENTOS ACERCA DE LOS CUALES NO TENEMOS CONTROL: Hay quienes tienen mentes puras y son concienzudos pero sufren por diferentes causas que están fuera de su control.

NO ESTÁN OCULTOS DE JESUCRISTO: ¡Que pensamiento maravilloso es saber que Jesús está perfectamente enterado de los dolores y aflicciones que soportamos! El padeció todas nuestras tribulaciones.  Algunos de nuestros amigos no saben nada cerca de las miserias humanas o de los padecimientos físicos. 

Nunca están enfermos, y por lo tanto no pueden comprender los sentimientos de los que padecen. Pero Jesús se compadece de nosotros a causa de nuestra enfermedad.

DIOS ESTA VITALMENTE INTERESADO EN LOS SUFRIMIENTOS DEL HOMBRE: No será tenido por inocente quien descuide el alivio del sufrimiento. El santo día de reposo de Dios fue hecho para el hombre, y las obras de misericordia están en perfecta armonía con su propósito. 

Dios no desea que sus criaturas sufran una hora de dolor que pueda ser aliviada en sábado o cualquier otro día. (Elena White)

Continúa en parte 73

 

 

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: