Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘3.05-LA EXPERIENCIA DE LA SALVACION– ¿del hebreo tam o tamin, del griego teleios?- Los dos destinos-quinta parte-’ Category

DOCTRINA DE LA SALVACION

SOLO POR MEDIO DE CRISTO.    Lo que transforma a los seres humanos a la imagen de su Creador es el acto de revestirse, o participar del Señor Jesucristo (Rom. 13:14;  Heb.3:14), la “renovación del Espíritu Santo” (Tito3:5). el perfeccionamiento del amor de Dios en nosotros (1 Juan 4:12). Esta apropiación de la naturaleza divina renueva el ser interior, haciendo que nos parezcamos a Cristo, si bien a un nivel diferente.  Cristo se hizo humano; los creyentes, no pasan a ser divinos. En vez de ello, desarrollan un carácter semejante al de Dios.

UN PROCESO DINAMICOLa santificación es progresiva. Por medio de la oración y el estudio de la Palabra, crecemos constantemente en comunión con Dios. No basta con la comprensión intelectual del plan de salvación Si no coméis la carne del Hijo del hombre, y bebéis su sangre, no tenéis vida en vosotros.  El que come mi carne y bebe mi sangre, tiene vida eterna; y yo le resucitaré en el día postrero. Porque mi carne es verdadera comida, y mi sangre verdadera bebida. El que come mi carne y bebe mi sangre, en mi permanece, y yo en él” (Juan 6: 53-56). El carácter se compone de lo que la mente “come y bebe”. Cuando digerimos el Pan de Vida, somos transformados a semejanza de Cristo.

LA VERDADERA TRANSFORMACIÓNDios espera reproducir su imagen en los seres caídos, transformando sus voluntades, mentes, deseos, y caracteres. Sus frutos, “amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, mansedumbre, templanza” (Gal.5: 22,23), ahora constituyen su estilo de vida, aunque continúan siendo mortales corruptibles hasta la venida de Cristo.   Si no nos resistimos al Salvador, El   “se identificará de tal manera con nuestros pensamientos y fines, amoldará de tal manera nuestro corazón y mente en conformidad con su voluntad que cuando le obedezcamos estaremos tan sólo ejecutando nuestros propios impulsos. La voluntad, refinada y santificada, hallará su más alto deleite en servirle”.

LOS DOS DESTINOS.  La vida implica constantes cambios. No hay terreno neutral. Estamos siendo, ya sea ennoblecidos o degradados. Somos “esclavos del pecado” o “siervos de justicia” (Rom.6: 17, 18). El que ocupa nuestras mentes nos ocupa a nosotros.  Si por medio del Espíritu Santo, Cristo ocupa nuestras mentes, llegaremos a ser individuos semejantes a Cristo; el Espíritu lleva  “cautivo todo pensamiento a la obediencia a Cristo” (2 Cor.10:5) Pero si estamos sin Cristo, eso nos separa de la fuente de vida, y hace que nuestra destrucción final sea inevitable.

LA PERFECCION DE CRISTO. ¿En que consiste la perfección bíblica?   ¿Cómo puede recibírsela?

LA PERFECCIÓN BÍBLICA. Las palabras, “perfecto” y “perfección” son traducciones del hebreo tam o tamin que significa “completo”,  “recto”, “pacifico”, “íntegro”, “saludable”, o “intachable”.  En general, el término griego teleios significa “completo”, “perfecto”, “completamente desarrollado”, “maduro”, “plenamente desarrollado” o “que ha logrado su propósito”. Los creyentes deben ser perfectos en su esfera limitada, así como Dios es perfecto en su esfera infinita y absoluta (véase Mat.5:48). A la vista de Dios, un individuo perfecto es aquél cuyo corazón y vida se han rendido completamente a la adoración y el servicio de Dios, creciendo constantemente en el conocimiento de lo divino, y que por la gracia de Dios, vive en armonía con toda la luz que ha recibido. (véase Col.4:12;  Sant.3:2).

    

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: