Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘1.09-CARIDAD: Y si dieres tu pan al hambriento,y saciares al alma afligida,en las tinieblas nacerá tu luz,y tu oscuridad será como el mediodía.(Isaías 58:10)’ Category

 

LAS PROMESAS DE LA BIBLIA-parte 9-

CARIDAD -parte 1-

Bienaventurado el que piensa en el pobre; En el día malo lo librará Jehová. Jehová lo guardará, y le dará vida; Será bienaventurado en la tierra, Y no lo entregarás a la voluntad de sus enemigos.  (Salmo 41: 1, 2)

A Jehová presta el que da al pobre, Y el bien que ha hecho, se lo volverá a pagar.  (Proverbios 19:17)

Más cuando hagas banquete, llama a los pobres, los mancos, los cojos y los ciegos; y serás bienaventurado; porque ellos no te pueden recompensar, pero te será recompensado en la resurrección de los justos.  (Lucas 14:13, 14)

Vended lo que poseéis, y dad limosna; haceos bolsas que no se envejezcan, tesoro en los cielos que no se agote, donde el ladrón no llega, ni polilla destruye.  (Lucas 12:33)

Peca el que menosprecia a su prójimo; Más el que tiene misericordia de los pobres es bienaventurado.  (Proverbios 14:21)

Echa tu pan sobre las aguas: porque después de muchos días lo hallarás.  (Eclesiastés 11:1)

Reparte, da a los pobres; Su justicia permanece para siempre; Su poder será exaltado en gloria.  (Salmo 112:9)

El ojo misericordioso será bendito, Porque dio de su pan al indigente.  (Proverbios 22:9)

Dad, y se os dará; medida buena, apretada, remecida y rebosando darán en vuestro regazo; porque con la misma medida con que medís, os volverán a medir.  (Lucas 6:38)

El que da al pobre no tendrá pobreza; Más el que aparte sus ojos tendrá muchas maldiciones.  (Proverbios 28:27)

Cada uno dé cómo propuso en su corazón: no con tristeza, ni por necesidad, porque Dios ama al dador alegre.  (2 Corintios 9:7)

Hay quienes reparten, y les es añadido más; Y hay quienes retienen más de lo que es justo, pero vienen a pobreza. El alma generosa será prosperada; Y el que saciare, él también será saciado.  (Proverbios 11:24, 25)

Joven fui, y he envejecido, Y no visto justo desamparado, Ni su descendencia que mendigue pan. En todo tiempo tiene misericordia, y presta; Y su descendencia es para bendición.  (Salmo 37:25, 26)

Y si dieres tu pan al hambriento, y saciares al alma afligida, en las tinieblas nacerá tu luz, y tu oscuridad será como el mediodía.   (Isaías 58:10)

A los ricos de este siglo manda que no sean altivos, ni pongan la esperanza en las riquezas, las cuales son inciertas, sino en el Dios vivo, que nos da todas las cosas en abundancia para que las disfrutemos. Que hagan bien, que sean ricos en buenas obras, dadivosos, generosos.  (1 Timoteo 6:17, 18)

¿No es que partas tu pan con el hambriento, y a los pobres errantes albergues en casa; que cuando veas al desnudo, lo cubras, y no te escondas de tu hermano?  Entonces nacerá tu luz como el alba, y tu salvación se dejará ver pronto; e irá tu justicia delante de ti, y la gloria de Jehová será tu retaguardia.  (Isaías 58:7, 8)

Y vendrá el levita, que no tiene parte ni heredad contigo, y el extranjero, el huérfano y la viuda que hubiere en tus poblaciones, y comerán y serán saciados; para que Jehová tu Dios te bendiga en toda obra que tus manos hicieren.  (Deuteronomio 14:29)

Entonces Jesús, mirándole, le amó, y le dijo: Una cosa te falta: anda, vende todo lo que tienes, y dalo a los pobres, y tendrás tesoro en el cielo; y ven, sígueme, tomando tu cruz.  (Marcos 10:21)

Continúa en parte 10

 

 

 

 

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: