Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘1.82-El ángel se le apareció a Cornelio mientras estaba orando. Al oír el centurión que lo llamaba por nombre,tuvo miedo.Sin embargo,sabía que el mensajero había venido de Dios.’ Category

LA VERDAD ACERCA DE LOS ANGELES-RESPUESTAS FIRMEMENTE BASADAS EN LA PALABRA DE DIOS—parte 82-

LOS ÁNGELES DESDE EL PENTECOSTÉS HASTA LOS ULTIMOS DÍAS-parte 4

PABLO SALE DE DAMASCO

Mientras Pablo predicaba a Cristo en Damasco, todos los que lo oían se asombraban… La oposición se tornó tan fiera que no se le permitió a Pablo continuar sus labores en Damasco.  Un mensajero del cielo le ordenó que dejara el lugar por un tiempo; y fue a Arabia (Gálatas 1:17), donde halló un refugio seguro.

Allí, en la soledad del desierto, Pablo tenía amplia oportunidad para estudiar y meditar con quietud.  Jesús se comunicó con él, y lo estableció en la fe concediéndole una rica medida de sabiduría y gracia. (HAp. 102-103)

Las labores de Pablo en Antioquia, en unión con Bernabé, le fortalecieron en su convicción de que el Señor le había llamado a hacer una obra especial en el mundo gentil. 

En ocasión de la conversión de Pablo, el Señor había declarado que había de ser ministro a los gentiles, para abrir “sus ojos, para que se conviertan de las tinieblas a la luz, y de la potestad de Satanás a Dios; para que reciban, por la fe que es en mí, perdón de pecados y herencia entre los santificados” (Hech.26:18).

El ángel que le apareció a Ananías le había dicho de Pablo: “Instrumento escogido me es éste, para llevar mi nombre en presencia de los gentiles y de reyes, y de los hijos de Israel” (Hech.9:15). Y Pablo mismo, más tarde en su vida cristiana, mientras oraba en el templo de Jerusalén, había sido visitado por un ángel del cielo, que le ordenó: “Ve, porque yo te enviaré lejos a los gentiles” (Hech.22:21). (HAp. 129)

CORNELIO Y PEDRO

El mismo santo Vigía que dijo de Abrahán: “Le conozco”, conocía también a Cornelio, y le mandó un mensaje directo del cielo.

El ángel se le apareció a Cornelio mientras estaba orando.  Al oír el centurión que lo llamaba por nombre, tuvo miedo.  Sin embargo, sabía que el mensajero había venido de Dios, y dijo: “¿Qué es, Señor?” (HAp. 108-109).

“Envía, pues, ahora hombres a Jope, y haz venir a Simón, el que tiene por sobrenombre Pedro. Este posa en casa de cierto Simón curtidor” (Hech.10:5-6).  El ángel le dio información precisa acerca del lugar donde Simón el curtidor vivía.  Entonces el ángel del Señor visitó a Pedro, y preparó su mente para recibir a este hombre.

Cornelio obedeció con alegría la orden dada en la visión.  Cuando el ángel se retiró, “llamó a dos de sus criados, y a un devoto soldado de los que le asistían; a los cuales envió a Jope, después de haberles contado todo” (Hech.10:7-8). 

El ángel no fue comisionado para decirle a Cornelio la historia de la cruz; un hombre sujeto a las mismas fragilidades humanas y tentaciones que el centurión tenía, debía decirle acerca del Salvador crucificado y resucitado.  En su sabiduría, el Señor trae a aquellos que buscan la verdad, y los conecta con otros seres humanos que la conocen. (RH)

Inmediatamente después de su entrevista con Cornelio, el ángel fue a buscar a Pedro, que en ese momento estaba orando en la azotea de su alojamiento en Jope. (RH)

Fue con cierta renuencia que Pedro aceptó la orden divina.  Al relatar su experiencia, no defendió su actuación basándose en principios generales, sino en una excepción, debido a la revelación divina que había recibido.  Y el resultado lo sorprendió.  Cuando Cornelio le relató su propia experiencia, incluyendo las palabras del ángel que le había aparecido en visión, Pedro declaró:

“En verdad comprendo que Dios no hace acepción de personas, sino que en toda nación se agrada del que le teme y hace justicia” (Hech.10:34-35). (MR)

PEDRO LIBRADO DE LA PRISON

Continúa en parte 83

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: