Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘1.38-INDEPENDENCIA MENTAL. La mente necesita ser educada por las pruebas diarias, a fin de que adquiera fuerza para resistir en cualquier situación difícil.’ Category

MENTE, CARÁCTER Y PERSONALIDAD-parte 38-

 

INDEPENDENCIA MENTAL. La mente necesita ser educada por las pruebas diarias, a fin de que adquiera fuerza para resistir en cualquier situación difícil.

VERDADERA INDEPENDENCIA, NO OBSTINACION: La verdadera independencia mental no es obstinación. Conduce a los jóvenes a formar sus opiniones sobre la Palabra de Dios, sin importarles lo que otros digan o hagan. 

Si están en compañía de incrédulos, ateos o infieles, los conduce a reconocer y defender su creencia en las sagradas verdades del Evangelio contra las cavilaciones y agudezas de sus asociados incrédulos.   

Si están con los que  piensan que es una virtud pasar revista a las faltas de los cristianos profesos y luego burlarse de la religión, la moralidad y la virtud, la verdadera independencia mental los conducirá a mostrar, con cortesía pero con firmeza, que el ridículo es un pobre sustituto de los argumentos sólidos. 

Los capacitará para mirar más allá del burlador a quien lo dirige, el adversario de Dios y del hombre, y a resistirlo en la persona de su agente.

SE NECESITA INDEPENDENCIA MENTAL: Hay hombres que se lisonjean de que podrían hacer algo más grande y bueno si se hallasen en diferentes circunstancias, mientras que no hacen uso de las facultades que ya tienen, trabajando en las posiciones que los colocó la Providencia.

El hombre puede formar sus circunstancias, pero las circunstancias no pueden modelar al hombre. El debería dominar las circunstancias. La independencia y fuerza individuales son las cualidades que se necesitan ahora.  El carácter individual no necesita ser sacrificado, sino que debe ser modelado, refinado, elevado.

HASTA DONDE SE DEBE LLEGAR CON LA INDEPENDENCIA: Dios quiere que su pueblo sea disciplinado y que obre con armonía, a fin de que lo vea todo unánimemente y tenga un mismo sentir y criterio.  Para producir este estado de cosas, hay mucho que hacer…

El Señor no desea que renunciemos a nuestra individualidad.  Pero ¿qué hombre es juez adecuado para saber hasta donde debe llevarse este asunto de la independencia individual?

Pedro recomienda:Igualmente, mancebos, sed sujetos a los ancianos; y todos sumisos unos a otros, revestíos de humildad; porque Dios resiste a los soberbios y da gracia a los humildes”  (1Pedro 5:5).

También el apóstol Pablo exhorta a sus hermanos filipenses a tener unidad y humildad:

Por tanto, si hay alguna consolación en Cristo; si algún refrigerio de amor; si alguna comunión del Espíritu; si algunas entrañas y misericordias, cumplid mi gozo; que sintáis lo mismo, teniendo el mismo amor, unánimes, sintiendo una misma cosa. Nada hagáis por contiendas o por vanagloria; antes bien en humildad, estimándoos inferiores los unos a los otros”.

DEPENDAMOS DEL PODER DE DIOS: Debemos obrar con el sincero deseo de glorificar a Dios.  Dependamos de su poder; sea su gracia nuestra fuerza. Por el estudio de las Escrituras y la oración ferviente, tratemos de obtener un claro concepto de nuestro deber y luego cumplirlo fielmente. 

Es esencial que cultivemos la fidelidad en las cosas pequeñas, y al hacerlo adquiriremos costumbres de integridad en las responsabilidades mayores.  Los pequeños incidentes de la vida diaria pasan con frecuencia sin que lo notemos; pero son estas cosas las que forman el carácter. 

Cada acontecimiento de la vida es grande para bien o para mal.  La mente necesita ser educada por las pruebas diarias, a fin de que adquiera fuerza para resistir en cualquier situación difícil.  En los días de prueba y peligro, necesitamos ser fortalecidos para permanecer firmes de parte de lo recto, independientes de toda influencia opositora. (Elena White)

 

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: