Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘1.01-Hay muchos que no han recibido la debida educación; sus caracteres son tortuosos, duros, retorcidos, y parecen sinuosos en todas formas. Pero la gracia de Cristo puede transformarlos.’ Category

MENTE, CARÁCTER Y PERSONALIDAD-parte 168-

PSICOLOGIA PRÁCTICA-parte 5-

COMO TRATAR CON LAS EMOCIONES. Hay muchos que no han recibido la debida educación; sus caracteres son tortuosos, duros, retorcidos, y parecen sinuosos en todas formas.  Pero la gracia de Cristo puede transformarlos. parte 1-

NO PODEMOS ADIVINAR LOS MOTIVOS: Recordemos que no podemos leer los corazones. No podemos conocer los motivos que impulsan las acciones que nos parecen erróneas. Hay muchos que no han recibido la debida educación; sus caracteres son tortuosos, duros, retorcidos, y parecen sinuosos en todas formas. 

Pero la gracia de Cristo puede transformarlos.  Nunca los echemos a un lado, nunca los induzcamos al desánimo o a la desesperación diciéndoles que nos han chasqueado, y no los ayudaremos. 

Unas pocas palabras habladas apresuradamente bajo la provocación -precisamente que nosotros pensamos que se merecen- pueden cortar las cuerdas de la influencia que habría atado sus corazones al nuestro.

La vida consecuente, la paciente tolerancia, el espíritu sereno bajo la provocación, es siempre el argumento más concluyente y el más solemne llamamiento. 

Si hemos tenido oportunidades y ventajas que no les hayan tocado en suerte a los demás, consideremos este hecho y seamos siempre sabios, cuidadosos y amables.

La continuidad de la influencia cristiana es el secreto de su poder, y ésto depende de que seamos perseverantes en la manifestación del carácter de Cristo. Ayudemos a los que hayan errado. Mostrémosles como, cuando cometemos errores, la paciencia, la bondad y la disposición a ayudar nos dan valor y esperanza.

CONTENDEMOS CON UNA FUERZA QUE CAUTIVA CUERPO, MENTE Y ALMA: Se está apoderando del mundo un afán nunca visto.  En las diversiones, en la acumulación de dinero, en la lucha por el poder, hasta en la lucha por la existencia hay una fuerza terrible que embarga el cuerpo, la mente y el alma. 

En medio de esta precipitación enloquecedora, Dios habla.  Nos invita a apartarnos y tener comunión con El.

ESTAD QUIETOS Y CONOCED QUE YO SOY DIOS” (Sal.46:10)

CURACION DE LAS PERTURBACIONES ESPIRITUALES: Este mundo es un vasto lazareto, pero Cristo vino para sanar a los enfermos y proclamar liberación a los cautivos de Satanás.  El era en sí mismo la salud y la fuerza.  Impartía vida a los enfermos, a los afligidos, a los poseídos de los demonios. 

No rechazaba a ninguno que viniese para recibir su poder sanador. Sabía que aquellos que le pedían ayuda habían atraído la enfermedad sobre sí mismos; sin embargo no se negaba a sanarlos. 

Y cuando la virtud de Cristo penetraba en estas pobres almas, quedaban convencidas de pecado, y muchos eran sanados de su enfermedad espiritual tanto como de sus dolencias físicas.  El Evangelio posee todavía el mismo poder ¿Por qué no habríamos de presenciar HOY los mismos resultados?

LOS SERES HUMANOS SON LAS MANOS DE LOS ÁNGELES: Los agentes humanos son las manos de los seres celestiales, quienes emplean las manos humanas para el ministerio práctico. 

Los agentes humanos, como manos ayudadoras, deben contribuir a la sabiduría y la operatividad de los seres celestiales.  Al unirnos con estos poderes omnipotentes, recibimos el beneficio de su más elevada educación y experiencia. 

De este modo, al llegar a ser participantes de la naturaleza divina y eliminar el egoísmo de nuestras vidas, se nos conceden talentos especiales para que nos ayudemos mutuamente.  Esta es la modalidad divina para la administración del poder salvador. (Elena White)

Continúa en parte  169

 

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: